Momentos de mucho dolor, angustia y hondo pesar se vivió esta mañana en Salvador Mazza durante el entierro del sargento Juan Carlos Guerrero, quien falleció en el trágico accidente ocurrido en Rosario de la Frontera cuando se desbarrancó un colectivo de Gendarmería.
El gendarme fue acompañado por familiares, camaradas y una multitud de vecinos, los cuales le dieron el último adiós.
En tanto, hoy a las 18, en Tartagal serán inhumados los restos de Alejandro Yañez, otro de los efectivos salteños que perdió la vida.

¿Qué te pareció esta noticia?

Sección Editorial

Comentá esta noticia



Se está leyendo ahora