*

Honestidad brutal: encontró $ 1,6 millones y los devolvió
Un carpintero metalúrgico de la ciudad de Trelew devolvió un bolso con más de un millón y medio de pesos que encontró en el auto de uno de sus clientes. "A mí un billete no me cambia. A mí me llena mi familia", dijo.
El protagonista de la historia es Rubén Almonacid. Contó que tenía que hacer un trabajo en la camioneta de un cliente y que le pidió que la vacíe. Pero se dio cuenta de que había olvidado un bolso. "Pesaba como diez kilos y había unos ochenta fajos de veinte mil pesos. Yo pensé que me iba a llamar, pero no (lo hizo). Cuando llegué a su casa, a los 45 minutos más o menos, estaba nerviosísimo, llamando a su contador, avisándole que había perdido el dinero. Yo le dije: dejaste algo en mi camioneta. Él no lo podía creer. Y para mí fue normal. Me dio un abrazo. Su agradecimiento me llenó", recordó el carpintero.
Almonacid, que tiene tres hijas, un nieto y 35 años de oficio, le pidió al diario La Jornada que su noticia "no salga grande porque esto debería ser normal". Reflexionó al respecto: "Los valores y el ejemplo es lo que uno les deja a los jóvenes". Almonacid, que tiene tres hijas, un nieto y 35 años de oficio, le pidió al diario La Jornada que su noticia "no salga grande porque esto debería ser normal". Reflexionó al respecto: "Los valores y el ejemplo es lo que uno les deja a los jóvenes".
En la entrevista, reveló que hace 10 días le devolvió 300 pesos a un cliente que le pagó de más. "El hombre se había dado cuenta, pero me dijo que no me llamó porque pensó que yo no se los iba a traer", repasó. También contó cómo se repuso a un incendio en su taller, en el que perdió todas sus herramientas. "Salimos adelante con trabajo. Hay mucho trabajo a pesar de lo que la gente dice", advirtió.
"Soy lo más feliz que se puede; si quisiera, no podría, porque encima hago lo que me gusta y me pagan. Soy como un jugador de fútbol, salvando las distancias. Soy profundamente feliz", indicó. Y concluyó: "Estoy orgulloso porque les di estudio a mis hijas. Cuando me dicen: Cuesta mucho, yo digo, no cuesta nada".

¿Qué te pareció esta noticia?

Sección Editorial

Comentá esta noticia

Debe iniciar sesión para comentar

Importante ahora

cargando...