El líder de la CGT Azopardo, Hugo Moyano, le advirtió ayer al presidente Mauricio Macri que el eventual veto a la ley antidespidos sería "desoír al pueblo y a sus representantes", por lo que reclamó que "se evada de cualquier oportunismo político para el que terminan utilizando a los trabajadores".
"Desde el movimiento obrero vemos con estupor como el tema prioritario que hemos instalado en la agenda legislativa ha mutado a ser una pelea de egos políticos o conveniencias partidarias.
Desde nuestra visita a la Cámara de Diputados, en donde expusimos el grave problema que afecta a las fuentes laborales de los trabajadores argentinos, no vemos más que dilaciones por parte de algunos de los diputados nacionales", advirtió Moyano.
En un comunicado que firmó junto al sindicalista Omar Plaini, el líder camionero remarcó que "fue el Senado quien entendió rápidamente" el reclamo gremial y "el temor de los trabajadores", por lo que "con rapidez y coherencia han dado voto mayoritario a un proyecto de ley que contiene, sin más, la defensa del empleo en tiempos donde la fuente laboral pasa a ser una variable de ajuste".
"Desde el oficialismo se arremete con la amenaza del veto presidencial ante cualquier ley que promueva la defensa irrestricta del puesto de trabajo. Eso no es más que lo que ya vimos. Decidir por sí mismos lo que está bien o mal. Desoír al pueblo y a sus representantes, sean estos políticos, sociales o gremiales", insistió.
En otra línea, el dirigente sindical reclamó que "en forma urgente que el Congreso Nacional sancione la ley de emergencia ocupacional y se evada de cualquier oportunismo político para el que terminan utilizando a los trabajadores".
"El problema del empleo amerita soluciones rápidas y sensatas. Sin mezquindades y con el objetivo de ayudar a los que más indefensos están ante la decisión de empresarios que privilegian su propio afán de lucro antes que la responsabilidad social que dicen tener. Llamamos a los representantes políticos a que cumplan con el mandato que los trabajadores les han dado en la urna: representarlos para que la justicia social y la dignidad vuelva a ser moneda corriente. Esta ley tiene un único beneficiario: el trabajador argentino", completó el texto.
La CGT fijó claramente su posición de un tema que ayer se instaló desde temprano en el centro del debate.

¿Qué te pareció esta noticia?

Temas

Sección Editorial

Comentá esta noticia


federico matias drska
federico matias drska · Hace 6 meses

estos no representan a nadie son todos un monton de aca si quieren representar al pueblo que cobren el sueldo de un jubilado y vemos de que mierda se disfrazan

pedro pardo
pedro pardo · Hace 6 meses

"para que la justicia social y la dignidad vuelva a ser moneda corriente" Vuelva? cuando estuvo?


Se está leyendo ahora