- Tía, tía, fuego! Se quema el living!
El joven que dormía en una habitación de la casa de Norma Figueroa, la presidenta del centro vecinal de Villas Las Rosas, se despertó por el intenso olor a telas y plástico quemado. Eran casi las 5 de la madrugada del domingo. De inmediato la mujer se despertó.
-Llamá a Bomberos, llamá a Bomberos, le pidió él a los gritos.
- Tirale agua al arbolito y al sillón, le respondió ella ya con el teléfono en la mano.
Siguieron minutos que parecían sin fin. Apagaron primero el adorno navideño, luego el sillón y unas telas. En el piso quedaron restos de vidrio de la ventana y de una botella que había explotado y que aún tenía un pedazo de tela que funcionó como mecha. Eran restos de una bomba molotov. "Mi sobrino me dijo que sintió un ruido fuerte y después que un auto se fue. Él se volvió a dormir porque pensó que eran los chicos que salen de los boliches. Al rato se despertó por el olor a algo que se quemaba", contó Norma a El Tribuno ayer a la mañana, mientras en la vereda la acompañaban varios vecinos azorados por el ataque que sufrió. A minutos de su llamada, llegaron efectivos del 911 y de bomberos, aunque tía y sobrino ya habían apagado el fuego.
Disputa por la institución
Norma Figueroa atribuyó el ataque a exdirigentes del centro vecinal "que se resisten a admitir que perdieron las elecciones y que ahora somos un grupo de vecinos que queremos trabajar por el barrio en el que estamos al frente".
Norma Figueroa PRESIDENTA CENTRO VECINAL "Hoy todos los vecinos trabajamos a pulmón para recuperar la pileta y hacer Ciudad de Navidad. Queremos lo mejor para el barrio".
Las agresiones y los insultos "vienen desde hace varias semanas", dijo Figueroa y varios vecinos señalaron a "Vicky Bravo, el señor Trasalino, Bermúdez y Elsa Fernández". Ellos integraban la anterior CD que "cuando asumimos no nos querían entregar el complejo deportivo y ahora andan diciendo que el 50º pesebre Ciudad de Navidad no lo vamos a poder hacer", afirmó.
Las diferencias se agudizaron después del pasado 14 de noviembre, cuando la lista que ella encabeza fue elegida como nueva comisión directiva del centro vecinal. La noticia no le cayó nada bien a los exdirectivos, quienes "comenzaron a insultarnos y a difamarnos; incluso a varios de nosotros nos amenazaron de muerte, por ejemplo al prosecretario Oscar Vera y a su hijo Enzo", añadió la mujer. La situación llegó a tal extremo que ya dos vecinas que trabajaban junto a la comisión del la institución decidieron alejarse por temor.
"Necesitamos que intervengan el Ministerio de Gobierno, y la Justicia porque la situación no da para más", pidió otra vecina.

Intereses ocultos
Para los vecinos que hoy dirigen el centro vecinal de Villa Las Rosas, hay intereses económicos y políticos detrás de los ataques. "Durante años hicieron negocio con Ciudad de Navidad y contaron con apoyo político; ahora los vecinos elegimos otra cosa porque queremos recuperar el centro vecinal", aseguró Norma Figueroa. "Hoy en el centro convivimos personas vinculadas a distintos sectores políticos pero queremos trabajar por el barrio", señaló.

¿Qué te pareció esta noticia?

Sección Editorial

Comentá esta noticia



Se está leyendo ahora