Un colectivo en Colonia Santa Rosa se prendió fuego luego de que el chofer se durmiera y encendiera un espiral contra los mosquitos. El elemento insecticida tomó contacto en un asiento, lo que originó el fuego.
El hombre despertó cuando advirtió las llamas que habían consumido gran parte de los asientos. En su afán de controlar el fuego resultó con una herida cortante leve en la zona dorsal izquierda.
Según informó la Policía, los daños en el vehículo fueron parciales.
El hecho ocurrió esta madrugada en la intersección de calle Mitre entre 9 de Setiembre y Los Jesuitas.

¿Qué te pareció esta noticia?

Sección Editorial

Comentá esta noticia



Se está leyendo ahora