El último tramo de las paritarias salariales tiró las expectativas de los gremios al piso. El jefe de Gabinete de ministros, Carlos Parodi, anunció ayer, como lo había hecho anteriormente el gobernador Juan Manuel Urtubey y la ministra de Educación, Analía Berruezo, que no se discutirán porcentajes de aumento salarial en esta tercera y última instancia de las negociaciones 2016- 2017. El funcionario aseguró que solo se contemplarán propuestas para definir los montos fijos extraordinarios o el bono de fin de año y no habló de cifras, pero anticipó que la situación de la economía provincial es "crítica".
Las negociaciones que se iniciaron ayer en el Grand Bourg con los gremios estaban previstas para este momento del año de acuerdo al cronograma de actas firmadas entre el Gobierno provincial y los gremios de diversos sectores.
Luego de que terminara la reunión que congregó a ministros de diferentes áreas junto a los referentes de los gremios ADP, ATE, AMET, Apsades y A.E.I.P.D.U.V.S, el jefe de Gabinete le dijo a los medios locales que había presentado el panorama actual de la economía provincial. Señaló: "Es complejo y difícil trabajar un nuevo porcentaje porque la situación económica y la transferencia de recursos no ha cambiado". Agregó que se otorgará un bono de fin de año o sumas fijas extraordinarias, como años anteriores, pero acotó: "No vamos a discutir muchas cosas más porque el contexto económico no da para llevar adelante otro tipo de discusión".
Los montos fijos y extraordinarios que se pagaron en noviembre y diciembre de 2015 más enero de este año fueron de $917 pesos cada cuota. Los gremios esperan que la cifra supere los 1.500 pesos este año.
Patricia Argañaraz, secretaria general de ADP, expresó: "Todo lo que dijo el ministro Parodi, lo dice él y también lo dijo el gobernador y la ministra Berruezo. Ahora, si ellos pretenden que cerremos las negociaciones antes, no entiendo para qué nos convocan. Nosotros queremos avanzar con temas de la grilla salarial y de seguridad para los docentes".
Enfatizó en que, aunque Parodi haya mencionado las sumas fijas que se entregaron el año pasado, "de ninguna manera consideramos que nos puedan dar esos mismos montos porque no nos sirven". Argañaraz se reservó la propuesta que llevarán a la mesa el 2 de noviembre, cuando haya una nueva reunión por este tema.
El secretario de formación del consejo directivo provincial de ATE, Oscar Moya, le adelantó a El Tribuno que "el monto fijo que se entregue de ninguna manera tiene que ser menor al porcentaje que se alcanzó en los sueldos este año. Es decir, esperamos como piso que sean los 917 pesos más el 31% que se acordó entre las dos negociaciones anteriores". Esto equivaldría a que los docentes reciban no menos de 1.200 pesos por cada cuota.
Eloy Alcalá, secretario general de AMET, expresó que las declaraciones del ministro Parodi, en parte, eran esperadas. "Teníamos la esperanza de avanzar con la grilla, pero lo que dijo Parodi ya lo había anunciado antes él y el gobernador", afirmó.
Alcalá mencionó que aun así intentarán avanzar con temas como el pago de haberes a preceptores, "quienes trabajan una hora y media de más por turno y no la cobran", más la cuestión de las titularizaciones.
Otros sectores gremiales aspiran a que cada cuota extraordinaria sea de 1.500 pesos, con el fin de llegar a 4.500 pesos en tres pagos.

¿Qué te pareció esta noticia?

Sección Editorial

Comentá esta noticia



Se está leyendo ahora