Una carpa bailable del Valle de Lerma fue denunciada públicamente tras los festejos del Año Nuevo por diversos hechos que se sucedieron cuando fue rebasada en su capacidad y el público que asistió se vio en parte defraudado por la organización y cargó culpas a la falta de personal femenino para control. Fuentes de la zona graficaron ayer que hubo en el lugar abuso de autoridad policial, aunque esto no fue confirmado por ninguna fuente.
Sí se supo que en un momento dado el bailable ubicado sobre ruta 68 se vio superado en su capacidad de recepción y allí se sucedieron una serie de hechos lamentables entre la gente que pugnaba por ingresar y el escaso personal policial contratado para poner orden.
Los hechos fueron denunciados públicamente por diversos medios radiales de la zona.
En la queja se dijo que no había personal femenino policial para controlar a las mujeres y en ese orden se sucedieron algunos altercados por supuestos manoseos indebidos de parte del personal masculino que se hallaba de adicionales en el populoso bailable, que como en épocas de antaño se convirtió en el polo de atracción de todo el Valle para las festividades y los festejos del Año Nuevo.


¿Qué te pareció esta noticia?

Sección Editorial

Comentá esta noticia



Se está leyendo ahora