La situación de vulnerabilidad social que enfrentan jóvenes que al cumplir 18 años deben egresar de los internados comenzó a ser debatida en el ámbito legislativo.
La diputada por San Martín, Gabriela Martinich (PRS), promueve en la Cámara Baja una ley para que el Estado implemente políticas y desarrolle acciones para promover inclusión laboral, social, cultural y recreativa de jóvenes, de ambos sexos, que residen en hogares para niños, niñas y adolescentes. Esta iniciativa figura para tratamiento en la sesión del próximo martes.
"A los 18 años están obligados a egresar, con casi nula contención familiar y social, bajo nivel educativo, sin preparación laboral, y en consecuencia, en situación de alta vulnerabilidad social", observa Martinich.
Si bien con la internación hay una mejora en calidad de vida, la indeterminada estadía genera consecuencias y los coloca en situación de alta vulnerabilidad social, analiza la legisladora.
El proyecto promueve que el Estado garantice condiciones necesarias para inclusión laboral, social, cultural y recreativa de los jóvenes residentes en los internados, a través de la promoción de la cultura del trabajo y garantía de empleo registrado, capacitación laboral, artística y educativa y de actividades deportivas y recreativas, entre otras acciones.

¿Qué te pareció esta noticia?

Temas

Comentá esta noticia