*

Inseguridad, realidad que pega fuerte: al menos 31 robos seguidos de muerte fueron cometidos por ladrones que tenían que estar presos
"Como Estado, el servicio de justicia debe comenzar a dar respuestas a la gente. Se esclarecieron el 68% de los homicidios en ocasión de robo. Al revisar los casos se determinó que el 38% de los asesinatos fueron cometidos por delincuentes con antecedentes. Al profundizar la revisión se advirtió que hubo 31 asaltos en los que la víctima fue asesinada y que fueron cometidos por un delincuente que, de acuerdo a sus antecedentes, debía estar preso".
El ministro de Seguridad bonaerense, Cristian Ritondo, reveló detalles de las investigaciones desde que asumió y destacó las acciones que viene disponiendo la gobernadora María Eugenia Vidal en función de la lucha contra el delito en la provincia de Buenos Aires. Al respecto dijo que "hay una seguridad que no se ve", como la capacitación policial y la inversión en equipamiento y tecnología.
Sobre el rol de la Justicia, Ritondo opinó que "el sistema judicial deberá comenzar a funcionar bien y estar cerca de la gente" Sobre el rol de la Justicia, Ritondo opinó que "el sistema judicial deberá comenzar a funcionar bien y estar cerca de la gente"
y consideró "inconcebible que un ladrón salga de la comisaría más rápido que la víctima de un robo que fue a hacer la denuncia".
Al ser consultado sobre qué casos le llamaron la atención de los agresores que debían estar presos en el momento de robar y matar a sus víctimas, respondió: "En dos episodios, los agresores eran delincuentes que habían violado salidas transitorias, en otros hechos, los autores de los homicidios gozaban de libertad condicional. Mientras que en los restantes casos se trató de asesinos con múltiples ingresos en comisarías, pero que no llegaron a quedar presos durante un período extenso porque nunca fueron enjuiciados".
"También se encontraron casos de cuatro menores acusados de asesinatos, tres de ellos de 17 años y el restante de 15, que no pasaron presos ni un fin de semana", apuntó. Por esto, sostuvo que "es necesario cambiar el sistema para que no se otorguen libertades tan fácilmente como ocurre ahora, para que el delincuente sepa que si lo detienen va a pasar un tiempo largo dentro de la cárcel y le será muy difícil salir".
Otras frases
- Además, hay que mejorar la policía. En la actualidad sin una buena policía no hay seguridad. Hoy, los delincuentes deben saber que nuestros enemigos son ellos.
- La inseguridad siempre fue la principal preocupación de la gente. En 2010, era peor, el 79% de las personas dijo que era el problema más importante. No existe sensación de inseguridad en la provincia y se está trabajando mucho para elevar los estándares de seguridad y lograr que la gente viva tranquila.
- Los problemas se multiplicaban por todos lados. Falta de equipamiento, móviles que no andaban, policías que no hacían práctica de tiro, chalecos vencidos, una frecuencia de radio que cualquier delincuente podía escuchar a toda hora.

¿Qué te pareció esta noticia?

Sección Editorial

Comentá esta noticia

Debe iniciar sesión para comentar

Importante ahora

cargando...