Mientras en la provincia se lanzan los primeros globos de ensayo, con candidaturas destinadas a medir la popularidad de los autopostulados, el presidente del Foro de Intendentes, Mario Cuenca, sorprendió al ambiente político y a sus 58 colegas al proponer al jefe comunal de Pichanal, Julio Jalit, como candidato a diputado nacional.
Los intendentes quieren y reclaman un diputado nacional que les dé una mano con gestiones en Buenos Aires, por eso no les disgustaría que el postulante sea uno de ellos. Saben que va a ser difícil conseguirlo, dado que en las listas suelen prevalecer funcionarios de la capital provincial. Les gustaría un legislador con capacidad de gestión, comprometido con su función y que, una vez instalado en el Congreso, se acuerde de las urgencias de los municipios.
La trayectoria pública de Jalit no muestra un perfil de esas características.

Las dificultades del candidato

El primer inconveniente que sus pares ven en el intendente de Pichanal es el de instalarlo. En la provincia no se lo conoce, salvo por noticias que no colaboran en la construcción de la candidatura. No es buena carta de presentación su súbita fortuna, que lo llevó de expendedor de combustible a convertirse en propietario de diez fincas, apenas en doce años en el cargo.
El anuncio de Cuenca se produjo durante una reunión con intendentes en Metán y lo repetirá mañana en el departamento de Orán.
Ayer, sus pares se excusaban de hablar sobre la idea de Cuenca argumentando que "solo conocemos lo que salió en los diarios". "No creo que vaya a ser nuestro candidato", adelantaron dos de ellos.
Los jefes municipales buscan un gestor, que hoy no encuentran en la bancada de diputanos nacionales justicialistas.

El mar de fondo

Detrás del extemporáneo planteo de Cuenca se vislumbran desinteligencias con el gobierno provincial. "Si los ingresos no aumentan, siempre van a ser un problema las negociaciones salariales", dijo el presidente del Foro, pero advirtió que "vamos a tratar de sobrevivir hasta fin de año".
"Salta tiene una brecha de más de $ 1000 millones y la recaudación municipal bajó cerca de un 30%, con una inflación galopante". La descripción de Cuenca hace pensar en los efectos de una bomba neutrónica, pero también está dramatizada por su actual encono con el presidente de Diputados, Manuel Godoy, que también se anota en la carrera hacia el Congreso.
"Tiene que estar realmente desesperado para postular a Jalit" opinó un intendente al respecto, y acotó que "hoy nadie te tira un salvavidas".
El presidente del Foro quiere que su candidato compita en las internas del PJ "porque es el juego de la política". En ese juego, dijo, "nos tienen como meros recolectores de votos; después, se olvidan".
En materia de recolección de votos, Jalit ganó fama por la red de jefes manzaneros que se ocupan de llenar las urnas como sea. Lo curioso es que algunos medios aseguran que Jalit no dice nada porque está pensando en ser candidato a vicegobernador en 2019.

¿Qué te pareció esta noticia?

Sección Editorial

Comentá esta noticia

Debe iniciar sesión para comentar

Importante ahora

cargando...