Se encuentra a punto de finalizar una amplia campaña de vacunación antirrábica en La Merced, que abarcó todos los barrios y zona centro del sector urbano y los parajes del interior. La tarea estuvo a cargo de personal de la Municipalidad, quienes destacaron: "Vacunar a las mascotas contra la rabia previene que la enfermedad se propague y cuida a los miembros de la familia y de la comunidad".
La rabia humana-animal es una enfermedad viral aguda y mortal, que se transmite por la inoculación del virus a través de la mordedura o arañazo de un animal infectado. Los perros y gatos son los reservorios más comunes. Otros animales silvestres como los murciélagos, monos, zorros también pueden trasmitir el virus.
Teniendo en cuenta que los animales domésticos son los principales transmisores de la enfermedad, la vacunación de los perros y mascotas es la mejor medida preventiva.
Ante una herida producida por un animal sospechoso lo primero que hay que hacer es una limpieza adecuada y la administración de la vacuna antirrábica y en casos que corresponda la administración de gammaglobulina.
Cuidado responsable de las mascotas
Desde la Municipalidad mercedeña explicaron que el plan de vacunación de un perro o gato contiene variadas inoculaciones, la mayoría de ellas opcionales por parte de los dueños. Pero la vacuna de la rabia es obligatoria por ley.
"Si la persona realmente quiere cuidar a su mascota debe saber de la necesidad de completar su plan de vacunación para poder prevenir cualquier tipo de enfermedad e incluso la muerte del animal. Pero la mayoría de ellas son opcionales. Sin embarbo la vacuna contra la rabia es obligatoria por ley, por ser una enfermedad que mata a animales y a seres humanos", explicó.

¿Qué te pareció esta noticia?

Sección Editorial

Comentá esta noticia



Se está leyendo ahora