Pasaron más de cuatro años desde que el Estado entregó el loteo Islas Malvinas, en La Merced.
Aquella medida llegó como una solución para centenares de familias mercedeñas que reclamaban por terrenos, y que los habían ocupado de forma pacífica un tiempo antes.
En aquella ocasión el eslogan era: "No queremos que nos regalen nada, queremos pagar. Solo necesitamos que nos den un lugar donde poder comenzar a construir lo nuestro".
Sin embargo, de los más de 300 lotes un poco más de medio centenar nunca fueron ocupados hasta el día de hoy, lo que generó reclamo y manifestaciones de otras familias de la zona, que aducen ahora lo mismo que los primeros: necesitan un terreno donde comenzar a construir su futuro.

Gestiones del intendente Pérez

El intendente local, Juan Angel Pérez no se quedó quieto ni un minuto y presentó ya en marzo de este año un relevamiento ante Tierra y Hábitat de la Provincia dando cuenta de la situación.
Pero el tiempo transcurrió sin que desde la oficina nombrada hubiera pronunciamiento ni novedades.
Luego del encuentro, las autoridades coincidieron en lo delicado de la situación y en la necesidad de evitar especulaciones político-partidarias respecto del cuadro, que fomenten las usurpaciones y el enfrentamiento entre los mismos vecinos.
El martes, ante una serie de amenazas de usurpación de los lotes en cuestión, las mismas autoridades mercedeñas convocaron a una reunión de la que participaron autoridades municipales, legisladores, directivos de Tierra y Hábitat, los propietarios de algunos de los lotes ahora cuestionados y también las familias interesadas en los mismos.
Desde el organismo provincial fueron contundentes: "Vamos a desadjudicar aquellos terrenos en los que se constate la falta de ocupación e irán a un nuevo sorteo entre los postulantes actuales".

Habrá sanciones

Los terrenos del barrio Islas Malvinas fueron adjudicados en 2012. Inicialmente fueron 358 lotes, de los cuales 58 aún continúan sin ser ocupados por los beneficiarios. Y hay otras tantas familias que reclaman que se los entreguen a ellas.
También se aclaró desde el organismo provincial que aquellas personas que usurpen los terrenos quedarán inhibidas de participar en cualquier tipo de sorteo de Tierra y Hábitat y tampoco podrán participar de los que programe el IPV.
Y remarcaron que se trata de una medida acorde a la legislación vigente.
El barrio Islas Malvinas, cabe recordar, nació como un asentamiento hace poco más de cinco años.
Luego, el Estado provincial procedió a comprar los terrenos para adjudicarlos a las familias necesitadas, tras una primera demarcación legal.
Posteriormente se realizó la costosa instalación de servicios, red de agua potable, electricidad, iluminación pública, apertura de caminos, delimitación de espacios verdes, etc.
La reunión entre postulantes, adjudicatarios antiguos y autoridades municipales y provinciales se llevó a cabo en La Merced. La misma fue encabezada por el intendente Juan Angel Pérez, el senador Alfredo Jorge, los diputados Alberto Abadía y Mario Ábalos.
También participaron algunos concejales mercedeños y el titular de la Subsecretaría de Tierra y Hábitat, Angel Sarmiento. Además, fueron testigos calificados el comisario local José Bonduri y el coordinador del Sector 81, comisario mayor Walter Carral.

¿Qué te pareció esta noticia?

Sección Editorial

Comentá esta noticia



Se está leyendo ahora