Rodolfo Geréz de 73 años, falleció el viernes por la tarde en el acceso vehicular de avenida Paraguay de un corralón, cuando un camión que cargaba cemento se desplazó de donde estaba estacionado e impactó contra su cuerpo.
La Fiscalía Penal 4 de la Unidad de Graves Atentados contra las Personas en turno, a cargo de Ramiro Ramos Ossorio, intervino en este siniestro ocurrido el pasado viernes en un acceso vehicular a un corralón ubicado sobre avenida Paraguay, donde un hombre de 73 años que se encontraba circunstancialmente en las proximidades del portón, fue impactado por un camión Ford 350 y falleció producto de las lesiones recibidas en la zona pélvica.
Según datos de la investigación, el camión se encontraba en el interior del estacionamiento del corralón sin conductor, ya que se encontraban cargando cemento con la ayuda de una autoelevadora. Aparentemente, debido a la acción de empuje que hizo la máquina al cargar las bolsas y sumado al peso del vehículo que se hallaba en bajada, el camión se desplazó hasta una columna del portón de acceso donde produjo una compresión del cuerpo de Geréz, quedando entre la columna y el vehículo. Fue trasladado al hospital San Bernardo, donde falleció.
Desde la fiscalía se dispusieron las medidas necesarias para analizar la escena y que se le realice la autopsia al cuerpo del septuagenario. El conductor del camión y de la autoelevadora ya fueron identificados y se trabaja sobre las pericias para determinar la mecánica del hecho y las responsabilidades en el siniestro.
La investigación quedará a cargo de la Fiscalía Penal 1 de la Unidad de Graves Atentados, a cargo de Pablo Rivero.

¿Qué te pareció esta noticia?

Sección Editorial

Comentá esta noticia


Tira Rex
Tira Rex · Hace 6 días

y son vagos y flojos cuando le das la boleta para retirar materiales se meten adentro y demoran mas de una hora para entregar muy ineficientes nunca se ve un capataz o un encargado

laura  ing
laura ing · Hace 6 días

si es el corralon el amigo la gente que reparte los materiales son muy pesados hacen lo que quieren no les importa romper nada

Se está leyendo ahora