El candidato republicano a la presidencia de EEUU, Donald Trump, está cada vez peor: ahora afronta una acusación por asesinato. Y las encuestas cada vez le dan peor.
Un imán musulmán y otro hombre murieron baleados el sábado por la espalda mientras caminaban a casa de regreso de las oraciones de la tarde en una mezquita en el distrito de Queens en la ciudad de Nueva York, dijeron autoridades.
El motivo del tiroteo no está claro y hasta el momento no se descubrieron evidencias de que los hombres fuesen atacados debido a su fe, dijo Tiffany Phillips, portavoz del Departamento de Policía de Nueva York. Sin embargo, la Policía no descarta ninguna posibilidad, agregó.
Desde la comunidad islámica de Nueva York salieron a protestar por el acto de violencia y responsabilizaron al candidato republicano a la presidencia por la escalada de violencia.
Los constantes ataques del millonario a los inmigrantes, y en particular a los musulmanes por vincularlos al terrorismo, hizo que el magnate no consiguiera el apoyo de muchos de los extranjeros que viven en el país. Pero al mismo tiempo, recrudeció la mirada de sus simpatizantes sobre esta parte de la sociedad estadounidense.
El clérigo asesinado, que fue identificado por la Policía como Maulama Akonjee, y su acompañante recibieron disparos en la cabeza a corta distancia cerca de las 13.50 hora local (1750 GMT), después de que salieron de la mezquita Al-Furqan Jame Masjid en el vecindario de Ozone Park. Ambos hombres vestían atuendos religiosos cuando fueron atacados.
Tras el ataque, fueron llevados al Jamaica Hospital Medical Center y murieron mientras se realizaban procedimientos para salvarles la vida.
Las autoridades aún no identificaron a un sospechoso, pero testigos dijeron que un atacante armado solitario huyó del lugar.
Akonjee, de 55 años, fue descrito como un hombre pacífico que era amado por la numerosa comunidad musulmana de Ozone Park.

Las encuestas

Al margen de esta reciente denuncia, Trump ha estado entrampado en varias controversias en los últimos días, y muchos líderes republicanos han comenzado a distanciarse de la campaña presidencial del magnate. También se alejan los potenciales votantes.
La candidata demócrata a la presidencia de Estados Unidos, Hillary Clinton, aventaja a su rival republicano, Donald Trump, por más de 5 puntos porcentuales en un sondeo divulgado ayer, con pocos cambios respecto a semanas previas.
Entre los votantes registrados, Clinton superaba a Trump por 42 a 33 puntos porcentuales.

¿Qué te pareció esta noticia?

Sección Editorial

Comentá esta noticia



Se está leyendo ahora