Fiel a la actualidad política, Showmatch presentó un número musical protagonizado por "Lopecito". Rodeado de monjas lookeadas como en Esperanza Mía, y vistiendo un chaleco lleno de dólares, el musical se río del escándalo del momento. Al ritmo de "Si tengo una offshore, tengo esperanza", el José López versión Showmatch se arrepintió y contó que Sor Etel lo estaba esperando en el convento, cuando los vecinos de nombre "Jesús y María" lo pescaron justo al momento de dejarles el dinero.
Lopecito dijo entre otras cosas que al contrario de la historia conocida, él tiene un Lázaro que si habla, los entierra a todos. Declarándose como presos de alucinaciones, Lopecito contó que escuchó que Polino quiere ponerle diez a los participantes, y que le encantaría ir a la casa de Gran Cuñado porque tiene un jardincito.

¿Qué te pareció esta noticia?

Sección Editorial

Comentá esta noticia