Entre las viejas paredes de adobe, sobre las que ya pesan 120 años, en Urquiza 519, más de 500 chicos asisten a clases todos los días desde las 7.30.
Se trata de la Escuela de Educación Técnica 3.144 Capitán Marcelo Lotufo, más conocida como Escuela Aeronáutica. Los alumnos se distribuyen en cinco secciones para primer año, cuatro para el segundo, tres para tercer año y dos secciones más para los más grandes de 4§ y 5§ año . La escuela funciona desde hace 60 años y a lo largo de su trayectoria pasó por varias etapas.
"Una vez la quisieron cerrar para poner un profesorado de danzas folclóricas", recordó la directora Miriam Pedernera a El Tribuno. Esta mujer, que ya lleva 33 años en la docencia, es directora de la institución desde hace un año. Antes fue vicedirectora por 7 años y ahora, en las horas de la mañana sigue en las aulas. Es licenciada en Educación y profesora de Letras.
Pedernera reconoce que los años que tiene el edificio hacen imposible mantenerlo a flote. "Constantemente hay que estar haciendo arreglos. A principio de año, cuando ya habíamos arreglado las paredes, colocado las canaletas y pintado gran parte de las aulas y el pasillo, se rompió la cañería del baño. Todos los desechos terminaban en el subsuelo del vecino. Los últimos 10 mil pesos que teníamos de los 80 mil que recibimos de la Nación se fueron en eso", contó con dolor la directora.
La escuela de educación técnica 3.144 nunca deja de tener algo que arreglar. A esto se suma que la matrícula va en aumento y se debe distribuir en 9 aulas. Los talleres de electricidad, mecánica y herrería se dictan en una espacio alquilado en Ameghino y Pueyrredón. Durante la mañana asisten 280 chicos, que en la tarde cursan los talleres. El resto asiste a los talleres en la mañana y toma las clases teóricas a la tarde.
Los chicos no cuentan con un comedor en la escuela, por lo que un pequeño buffet les ofrece un menú económico que no supera los 40 pesos. "Muchos no tienen para hacer este gasto así que comen un sandwich y siguen toda la jornada", destacó el vicerrector del turno tarde, César Mamaní.
El sueño de los profesores es tener un edificio nuevo, en las cercanías del aeropuerto y que cuente con todos los servicios que necesitan sus alumnos, entre ellos un lugar para las prácticas que hacen a su carrera y un comedor. "Acá se lucha todos los días contra la deserción. Con los años fuimos superando el número de egresados. De 10 chicos pasamos a 28 egresados y esos es todo un logro", destacó la directora.
El proyecto existe
Pedernera señaló que el Instituto Nacional de Educación Técnica del Gobierno de la Nación construye escuelas, pero en un terreno que pertenezca a la institución. El proyecto que la escuela ya presentó a las autoridades provinciales busca que la institución cuente con 2 hectáreas donde se pueda instalar todo. En la actualidad, realizan pasantías en el aeropuerto Martín Miguel de Gemes. A nivel nacional existen tres escuelas de aeronáutica en todo el país y la de Salta es la única en el norte. Esta escuela es auditada todos los años por la Administración Nacional de Aviación Civil (ANAC), para homologar el título de técnico aeronáutico. Este título habilita para realizar las tareas de mecánicos de aeronaves y radios. Los egresados de Salta deben rendir un examen que les otorga una licencia para ejercer la profesión.
En el caso de los salteños recibidos, la licencias es de segunda categoría. Esto significa que los egresados, ya en el trabajo, deben estar bajo supervisión.

¿Qué te pareció esta noticia?

Sección Editorial

Comentá esta noticia


Re KennethU
Re KennethU · Hace 5 meses

Supongo que la Provincia debe tener algún terreno cerca del aeropuerto, que podría ceder a esta escuela. Mejor a esta que al colegio particular con nombre de ametralladora.

Jonas Freitas
Jonas Freitas · Hace 5 meses

¿Y el Hangar de JCR no esta embargado? Sería ideal


Se está leyendo ahora