*

La aparición de víboras a diario preocupa a los vecinos
Nuevamente el Whatsapp fue fuente de información. Esta vez un vecino del barrio Docente, ubicado en la zona noroeste de la ciudad de Rosario de la Frontera, manifestó su temor ante la aparición de una víbora en la puerta de su vivienda.
Las lluvias, las malezas reinantes en toda la ciudad y las temperaturas del verano están conformando una situación ideal para la aparición de reptiles.
Lo que llama la atención en los vecinos es el tamaño de los ejemplares cazados cerca de las viviendas, donde hay niños.
"Estos bichos aparecen a diario y son una preocupación constante", manifestó una vecina, que pidió a las autoridades que se hagan cargo.
Los habitantes manifestaron que ven a diario ratas, arañas, alacranes y otras alimañas.
En cuanto a las precauciones a tener en cuenta, especialistas consultados indicaron que en caso de encontrar yararás, "como son víboras venenosas, si son mordidos hay que acudir a un médico lo más rápido posible, porque hay que aplicar suero antiofídico. Sin embargo, no significa que una persona mordida corra riesgo de vida inmediatamente", aclararon.
"Si uno se encuentra con una yarará asoleándose, algo que en Rosario de la Frontera es bastante común, no hay que interactuar con ella. La gente tiende a matarlas, lo cual es más peligroso que evitarlas, porque los animales tienden a defenderse y atacar. Si uno no les hace nada, es probable que ellas tampoco", informaron.
Cabe mencionar que el 70% de las mordeduras de yarará ocurren de la rodilla para abajo, por lo que se recomienda usar pantalones largos para andar por el monte.
También es bueno usar guantes de cuero cuando haya que remover palos o escombros y evitar transitar por zonas con pastos altos, ya que allí son menos visibles.

¿Qué te pareció esta noticia?

Sección Editorial

Comentá esta noticia

Debe iniciar sesión para comentar

Importante ahora

cargando...