La iniciativa comenzó en la ciudad de Metán, cuando en el transcurso de este año se impulsó un proyecto para colaborar con los bomberos voluntarios mediante un aporte de los vecinos en la boleta de la luz.
Ahora la incitativa se extiende también a la ciudad de Rosario de la Frontera, donde en estos días el Concejo Deliberante local aprobó una ordenanza que autoriza al Ejecutivo municipal a disponer del cobro de $10 voluntarios por el consumo de energía eléctrica con destino a los Bomberos Voluntarios Ciudad Termal.
Aquel que no desee realizar el pago se podrá dar de baja mediante una notificación en la que exprese su voluntad de no participar de esta iniciativa.
"El cobro del aporte voluntario se convendrá entre el Ejecutivo municipal y la empresa Edesa para que su inclusión se realice en la boleta de luz, conjuntamente con el importe correspondiente a la tasa de BL y/o Impuesto Inmobiliario", informó a El Tribuno Gustavo Díaz, presidente de la comisión directiva de los Bomberos Voluntarios.
Sobre la responsabilidad de la institución ante el municipio, Díaz señaló también que los bomberos informarán semestralmente por escrito una rendición sobre el destino dado al dinero recibido, que deberá ser destinado exclusivamente para los gastos de funcionamiento, protección del personal, capacitación, equipamiento y demás gastos operativos.
Asimismo, adelantó que los montos recaudados deberán ser depositados mensualmente en una cuenta especial del Banco de la Nación Argentina, sucursal Rosario de la Frontera, que la institución posee.
Proteger a los bomberos
Para realizar su trabajo en forma eficaz y a la vez protegiendo sus vidas, los bomberos necesitan contar con diversos elementos y equipos para realizar tareas de salvataje y emergencias por catástrofe, inundaciones, incendios, siniestros viales, supervivencia, desastres naturales y otras situaciones.
Todos los bomberos de Rosario de la Frontera trabajan ad honorem, es decir que no cobran ningún sueldo.
Pero, además, en los últimos años se incrementó notablemente el aumento en la complejidad propia del servicio. "Contamos con equipamientos que deben modernizarse constantemente y debemos incorporar nuevas tecnologías", dijo José Exequiel Álvarez, jefe del Cuerpo Activo de Bomberos.
Por su parte, los ediles que aprobaron la ordenanza sostienen que sería justo que la población contribuya mediante un aporte mensual mínimo de $10, que equivaldría a 10 UT (unidades tributarias) de carácter voluntario, por medidor instalado para el consumo de energía que presta Edesa.
La historia
El Cuerpo de Bomberos Voluntarios Ciudad Termal de Rosario de la Frontera fue fundado el 17 de julio de 1947.
El área de cobertura abarca el departamento de Rosario e la Frontera, desde La Candelaria hasta Yatasto (Metán), incluidos caminos rurales, rutas provinciales y nacionales. Cubren un radio de más de 140 kilómetros.
La entidad brinda colaboración en problemas que van más allá de su función específica: interactúa con el hospital zonal, la Policía y demás organismos de seguridad.
Además, presta atención inmediata en casos de accidentes viales de distinta índole, tanto en la ciudad como en las rutas y en las áreas rurales.

¿Qué te pareció esta noticia?

Sección Editorial

Comentá esta noticia



Se está leyendo ahora