En los últimos días, la suba de los precios de los combustibles en Argentina volvió a ser noticia. Ahora, un salteño que gana el salario mínimo vital y móvil, que desde este mes ascendió a $6.060, deberá destinar alrededor del 50 por ciento de su sueldo solo para viajes laborales y algunos otros en la ciudad.
Pese a que Salta es una provincia productora de petróleo, la cuarta a nivel país, cargar el tanque de combustible aquí cuesta un 10 por ciento más caro que hacerlo en la Ciudad Autónoma de Buenos Aires.
Después de la suba de enero, en el caso de YPF los nuevos precios de referencia para la CABA son de $13,79 para la nafta súper, contra los $15,28 que cuesta el litro en la provincia.
El porqué
Hay dos explicaciones que surgen desde el sector y que podrían llegar a dilucidar este tema. Una de ellas es que en la CABA hay mucha competencia y es ahí donde las marcas se mueven para conseguir mayor participación de mercado. Otro argumento para justificar la diferencia es el costo que tiene el flete en las zonas alejadas.
¿Cuánto aumentó el litro del combustible durante este último año?
Si tenemos en cuenta las subas que ocurrieron desde febrero de 2015 hasta la última, y la más fuerte, registrada el 6 de enero, los combustibles incrementaron su valor en un 22 por ciento.
Desde las Entidades de Combustible no descartan que haya nuevos ajustes durante el transcurso de año.
Lo real es que Argentina tiene uno de los precios de combustibles más caros de la región, está segunda, solo detrás de Uruguay.
Porqué aumentan
¿Por qué si el petróleo sigue en caída, en la Argentina el precio de las naftas aumentan?
Mientras el valor del barril de petróleo sigue desmoronandose en el resto del mundo, este lunes el valor del crudo abrió a 29,29 dólares en el New York Mercantile Exchange (Nymex). Se trata del precio más bajo en doce años, una realidad a contramano del país.
Pero esto tiene su explicación. Los aumentos en Argentina se deben a una política de Estado. Desde la estatización de YPF, en abril de 2012, en la Argentina se decidió sostener un precio del barril en el mercado interno a 77 dólares.
Esta medida tenía como finalidad ser un incentivo para incrementar la producción en el país, ya que se atraviesa un déficit energético.
Este precio se vio modificado a raíz del aumento del 6 por ciento. Es por eso que el ministro de Energía y Minería, Juan José Aranguren, dispuso una baja del 10 por ciento en el precio local del petróleo. El crudo de Neuquén, el mejor del país, cuesta ahora US$ 67,50.
Desde que el Gobierno decidió estatizar a la empresa YPF los combustibles en el país se encarecieron 130 por ciento, mientras que en el mundo el barril de petróleo pasó a costar un 64 por ciento más barato.
En ese año, el crudo estaba en 103 dólares aproximadamente.
Aumento escalonado
En enero del año pasado, el precio de las naftas comenzaban con una rebaja.
Los carteles de las estaciones de servicio YPF reflejaban una reducción del 5 por ciento en los precios de los combustibles. Esta rebaja la había dispuesto en diciembre el anterior Gobierno nacional. Pero esa merma se fue disolviendo con los sucesivos aumentos que tuvieron los combustibles durante el año.
Doce meses después el litro de combustible pasó de costar de $12.45 a $15,28.
A partir de febrero, momento en el que la nafta costaba $12,57, los aumentos fueron casi todos los meses.
En marzo el precio del litro costaba $12,67, y así siguió subiendo todos los meses hasta que en agosto pasó a costar $13,75 el litro.
Durante los meses siguientes, hasta el balotaje, los precios de los combustibles se mantuvieron iguales. Recién el 23 de noviembre, las naftas tuvieron una fuerte suba que rondó el 4,5 por ciento, el litro de súper pasó a costar $14.36.

¿Qué te pareció esta noticia?

Sección Editorial

Comentá esta noticia


Roberto Carlos Marquez
Roberto Carlos Marquez · Hace 10 meses

AUMENTO PARA JUBILADOS: 15% PARITARIAS PRAT GAY: 27% INFLACION REAL DESDE NOVIEMBRE (ATRIBUIBLE AL MACRISMO Y SUS ANUNCIOS PRE-ELECTORALES): 50% QUE LINDO SE VIENE MARZO!!!


Se está leyendo ahora