Alegría, alegría, alegría. Hoy se celebra el Día Internacional de la Felicidad. ­Y nosotros que pensábamos que solamente nuestros legisladores estaban al pepe todo el año! Que se entretenían inventando conmemoraciones como distinguir la "Capital Nacional de la Trucha Steelhead", o el "Día Nacional del Mate", de los "Valores Villeros", del "Joven Argentino de Origen Libanés", etc. Parece que también aquellos prohombres destinados a regir los destinos de nuestro atribulado planeta, los pomposos y conspicuos miembros de la Asamblea General de las Naciones Unidas, en un aburrido día del verano boreal del año 2012 resolvieron que el 20 de marzo debía festejarse el Día Internacional de la Felicidad. Lo notable es que tan singular iniciativa fue propuesta por el representante del Reino de Buthan, país que reconoce la supremacía de la felicidad nacional por encima de los ingresos nacionales desde principios de los 70, cuando adoptó el concepto de un índice de felicidad nacional bruta para sustituir al más tradicional producto interior bruto (PIB). Se argumentaba que los índices socio-económicos no eran suficientes para medir la calidad de vida de los pueblos. La lógica es impecable si advertimos que surge de un país ubicado en el puesto N§ 129 del ranking del PBI y que entre otros guarismos tiene al 12,8% de los niños menores de cinco años con problemas de peso debido a la malnutrición. Eso sí, la información de la OMS agrega que en el país prácticamente no hay obesos; con lo que aquello del gordo bueno y feliz se verifica como una leyenda urbana.

Brasil: la alegría tem fim

Luiz Inácio Lula da Silva, señalado por corrupción, continúa en el centro de la guerra abierta entre el gobierno de Dilma Rousseff y la Justicia, que alimenta el caos político que vive Brasil. Lula, que asumió el jueves el Ministerio de la Presidencia, ha visto cómo diferentes jueces le impedían ejercer el cargo. Se cree que Lula lo está buscando a Federico Pinedo para crear un sindicato de "Estrellas fugaces", uno con el récord presidencial de 10 horas y el otro con el imbatible logro de ser jefe de Gabinete durante 40 minutos.
Pero no nos traguemos todo lo que dice la prensa sobre la imparcialidad de la Justicia brasileña: el juez que primero suspendió la asunción del cargo a Lula, pocas horas antes admitió haber participado en una marcha con carteles que decían: "Dilma renuncia ya" y "Fuera los ladrones".
Se especula que el expresidente Lula se dedicaría a la industria aeronáutica de pequeñas aeronaves, imponiendo su propio nombre como marca. En estos días se vio un gran despliegue publicitario con millones de brasileños con carteles que decían Lula-Dron.

El cóndor pasa
Recibirse de ornitólogo se presenta como una carrera promisoria para nuestros futuros jóvenes desempleados (en realidad en el futuro serán desempleados a secas). La ornitología se especializa en el estudio de las aves. Hoy resulta apasionante investigar a los pinginos como una especie en extinción; luego de haber hollado con sus extremidades palmípedas el territorio nacional de un extremo a otro, se encuentran actualmente confinados en nimios territorios patagónicos. Últimamente todos hablan de los cien días de Macri, olvidando que para la pingina reina también han transcurrido ciento un días de exilio y reclusión (por ahora voluntaria). El torpe andar que ancestralmente ha caracterizado a los pinginos hoy se ha vuelto aún más errático. Con ello se ratifica el mote de "pájaros bobos" (hay que ser bobo para ser pájaro y no saber volar). Un comportamiento que siempre sorprendió a los etólogos ha sido el de la fidelidad que caracteriza a estas aves. En los últimos tres meses se han visto las más pavorosas demostraciones de infidelidad; y aquellos que se juraban amor eterno, hoy están de romances con el enemigo.
Por esas ironías de la naturaleza, los pinginos creyeron que su salvación surgiría de aves rapaces y carroñeras: los buitres. En su campaña contra ellos supusieron que tendrían el acompañamiento de toda la población o, al menos, de aquellos surgidos de sus propias filas. Supusieron también que sus eternos enemigos, los pajarillos Pro, estarían debilitados al iniciar sus primeros vuelos intentando despegar de un suelo sembrado de alimañas de todo tipo. Más aún, esas tiernas avecillas del Pro, se estaban enfrascando en una lucha entre "palomas" y "halcones", que contribuía a su debilidad. La opinión pública no los acompañó. El razonamiento fue, que si los buitres son tan malos, conviene liquidarlos de una sola vez y no tenerlos eternamente acrecentando su voracidad (y sus intereses) para clavarnos la garra rapiñera en el momento menos pensado (ayer embargaron la Fragata Libertad, mañana lo podrían embargar a Lionel Messi; que vale mucho más que la fragata).

Una nota de color desapercibida: el día de la discusión por los holdouts, el mapa del recinto sufrió un notable cambio, dado que los diputados rotaron sus ubicaciones por la inversión de roles entre oficialismo y oposición. Así, el Frente para la Victoria pasó a ocupar el ala derecha del recinto, y la izquierda quedó para la alianza Cambiemos, mientras que el resto de los bloques se diseminó en distintos sec tores. Por esas ironías de la vida, a la derecha de las huestes de Cristina "solo estará la pared".

¿Qué te pareció esta noticia?

Sección Editorial

Comentá esta noticia


Álvaro Figueroa
Álvaro Figueroa · Hace 8 meses

¡¡¡ Buenísimo, como siempre !!!


Se está leyendo ahora