"En situaciones de mucha pobreza, estamos hablando de climas educativos muy bajos y población muy dispersa, la inteligencia de los Estados tiene que exacerbarse. Ese tipo de pobreza se tiene que atacar en distintos frentes, no solo desde el campo de la salud sino también en educación y en la formación de los recursos humanos, en términos de construir redes de contención, que puedan detectar a tiempo estos problemas", apuntó Ianina Tuñón, coordinadora del Barómetro de la Deuda Social de la Infancia de la UCA.
Esta semana, esa entidad difundió que en 2015 el 20 por ciento de los niños y adolescentes de zonas urbanas estuvieron afectados por inseguridad alimentaria en 2015.

Ajustar la alimentación

"Es el caso de los hogares que han tenido que restringir su consumo de alimentos por problemas económicos", señaló Tuñón, en diálogo con El Tribuno. Y agregó que un 7,7 por ciento de la población infantil tuvo mayores urgencias en términos de acceso a los alimentos y experimentaron situaciones de hambre.
"Nuestro estudio no es sobre la pobreza rural, es muy localizado en las grandes ciudades de la Argentina, con lo cual podemos hablar de la pobreza urbana que, por supuesto, tiene características de necesidades muy estructurales, que tienen que ser satisfechas", afirmó Tuñón.

Uno de cada dos es pobre

En Salta y otras provincias del NOA, de acuerdo a un informe de Unicef y el Instituto de Estudios Laborales y del Desarrollo Económico (Ielde), el año pasado la pobreza multidimensional en la niñez, que mide educación, alimentación, vivienda y condiciones de vida, llegó al 50 por ciento. El informe determinó también que el 30 por ciento de los chicos vive en zonas cercanas a basurales.
Sobre los desafíos que tiene el Gobierno ante estos indicadores que dio a conocer la UCA, Tuñón respondió: "Al Estado le queda mucho por hacer. En principio, el trabajo sobre una construcción más detallada de la información es algo importante, entiendo que Salta lo está haciendo". La especialista de la UCA dijo que este sistema apunta a un monitoreo mucho más preciso, sobre todo de las infancias más vulnerables de situaciones de riesgo como hambre y desnutrición
"Sin dudas, esos sistemas de información también necesitan de recursos y de un Estado que esté dispuesto a actuar cuando las alarmas suenan. Entiendo que están en ese proceso, lo que es inaceptable es que en la medida que tengamos semejantes herramientas de monitoreo no tengamos un Estado que esté en condiciones de poder responder a esas alertas", afirmó Tuñón.

El sistema

El ministro de la Primera Infancia de Salta, Carlos Abeleira, ponderó el sistema de datos que posee la Provincia. Dijo que incluso el viernes se firmó un convenio con La Rioja para la donación de la plataforma tecnológica.
En la rúbrica del acuerdo participaron el gobernador Juan Manuel Urtubey y su par riojano, Sergio Casas. En el acto, el primer mandatario salteño dijo al inicio de su gestión que la tasa de mortalidad infantil era de 15 por mil.
"Hoy estamos en 11,38 por mil, una reducción histórica en la provincia de Salta. Estamos en camino de la media del indicador nacional que está 10,8 por mil; pero todo esto no alcanza porque este es un flagelo del que todos los argentinos debemos salir con la mayor eficiencia posible", señaló Urtubey.

Más de 14 mil operativos adicionales

Desde el Ministerio de la Primera Infancia de la Provincia se informó que se llevan adelante operativos médicos adicionales, que refuerzan el sistema actual, sobre todo en períodos estivales. Desde noviembre hasta junio se concretaron 14.475 operativos, de los cuales más de 7 mil se hicieron hasta mayo.
El año pasado, las escuelas en las zonas críticas se mantuvieron abiertas para brindar alimentos. Este año se repetirá la metodología.


¿Qué te pareció esta noticia?

Sección Editorial

Comentá esta noticia


Vicente Leo
Vicente Leo · Hace 2 meses

Linda joven la de la fotografía pero algo rebuscadas sus declaraciones. Tampoco resulta muy acertado que uno de los cargos del organigrama de la UCA reciba el, -entre meteorológico y financiero-, nombre de : "Barómetro de la Deuda Social de la Infancia de la UCA". En un país como el nuestro que produce alimentos, hoy para 400.000.000 de personas y mañana para muchos más, resulta inadmisible que exista hambre. En algún tiempo pasado gobernar era poblar, creo que actualmente deberíamos expresar que gobernar es dar empleo. Con trabajo no solo se dignifica el hombre sino que aventamos la pobreza y con ella al hambre y otras muchas lacras sociales.


Se está leyendo ahora