La modelo chaqueña Michelle Notagay, quien permanece internada tras recibir tres puñaladas por su novio en un departamento del barrio porteño de Recoleta durante una discusión de pareja, dijo que teme por su vida porque el agresor se encuentra prófugo.
La joven acotó que fue agredida "en un momento de locura y celos" por su novio, Juan José Slapak, de 23 años, y aseguró que su deseo ahora es que él sea detenido, para que se haga "justicia".
"Sos mía o muerta", aseguró la joven que le dijo Slapak en el momento de aplicarle tres puñaladas, una de ellas a pocos centímetros del corazón, el domingo a la madrugada.
La modelo recordó que su novio "se encuentra prófugo y no se tiene dato alguno de su paradero", por lo que teme por su vida.
Notagay, quien tiene 26 años, dijo que todo se inició cuando ella, cansada de los celos del joven -al que conocía desde la secundaria en su provincia, pero con el que había comenzado una relación de pareja desde hacía dos meses- le pidió "un tiempo" a modo de impasse en la pareja.
"El carácter de él era muy fuerte, muy posesivo", indicó con respecto a la causa por la que había tomado esa decisión, aunque aclaró que los celos no eran por su actividad profesional como modelo de sensuales producciones, ya que él la apoyaba en su carrera.
La joven relató que su novio en un primer momento se tomó con tranquilidad la propuesta, aunque instantes después se enfureció y la atacó con el arma blanca.
Michelle contó que primero le aplicó varios golpes mientras le decía que iba a estar muerta antes que dejarlo y luego le asestó las tres puñaladas.
"Cuando reaccioné le dije, "¿qué me hiciste?", él me pedía perdón y yo que me llevara al hospital", expresó la joven sobre el momento previo a que junto con al agresor caminara unas diez cuadras para pedir atención en el hospital Alemán, donde quedó internada y su novio se dio a la fuga.
Michelle, mientras se recupera de las serias lesiones recibidas, aseguró que con su novio libre no se siente segura e inclusive contó que recibió en el centro asistencial la misteriosa visita de personas que no conoce.
"Tengo que estar con custodia, en el hospital, en mi casa cuando me den el alta, tengo miedo porque él está libre. Hay personas que preguntaron por mí que no conozco", sostuvo al respecto, mientras que dijo que su deseo es que Slapak "quede preso" por lo que le hizo.

¿Qué te pareció esta noticia?

Sección Editorial

Comentá esta noticia



Se está leyendo ahora