Baltasar Saravia es ministro de Infraestructura de la Provincia y es uno de los funcionarios clave para la reactivación de la obra pública. En diálogo con El Tribuno, destacó la importancia que tiene para Salta la toma de créditos para reactivar la economía.
En poco tiempo comenzará a llegar el dinero de uno de los créditos que tomó la Provincia...
Así es, esto viene sumado a todas las otras fuentes de financiamiento. Estamos trabajando bajo las distintas líneas de financiamiento para que podamos ejecutar el plan integral de inversión pública que permita tener un nivel muy fuerte de actividad, en materia de obras, en los próximos tiempos.

¿Esta toma de créditos no va a complicar la situación fiscal de la Provincia?
Justamente en estos ocho años de gestión lo que se ha reducido enormemente es la toma y el stock de deuda. Eso nos permite a nosotros trabajar de manera inteligente en la toma de nuevos créditos vinculados con la obra pública. Entendemos que los créditos para obra pública son créditos virtuosos en términos de actividad. Es anticipar inversiones en el tiempo que de otra manera no lo podríamos efectuar. Nosotros seguimos estando en un nivel muy bueno en términos de stock de deuda o sea deuda tomada, con lo cual entendemos que tenemos todas las posibilidades como para seguir trabajando de esa manera. Obviamente, pensando que la necesidad de generar actividades económicas es fundamental en un 2016 muy complejo.

¿Cuáles son las obras que propusieron cada uno de los municipios?
Las obras que pidieron están relacionadas con asfalto y cordón cuneta. La idea es generar en cada uno de los municipios un plan de obra pública que, por supuesto, genere trabajo y también soluciones en materia de infraestructura para brindar servicios para que la gente tenga mejores condiciones.

La subsecretaria de Hábitat y Desarrollo Humano de la Nación, Marina Klemensiewicz, anunció obras para el norte provincial. ¿Cómo están trabajando con ese tema?
Venimos trabajando muy bien para brindar las mayores oportunidades en lugares en donde realmente se necesita una inversión muy fuerte para mejorar las condiciones de vida de todos los habitantes. Las licitaciones se van a empezar a publicar para llevar adelante las contrataciones de las obras en Santa Victoria Este, La Unión, de Rivadavia Banda Sur, de Morillo. También hemos firmado hace muy poco con el jefe de Gabinete, Marcos Peña, para hacer obras en Dragones y Los Blancos. Estamos trabajando en proyectos para Pichanal y Tartagal.
Klemensiewicz comentó que Nación va a tener un especial cuidado en la obra pública para que no se produzcan casos de corrupción. 
¿Cómo van a controlar ustedes las obras que se van a realizar con estos nuevos créditos?

El Gobierno de la Provincia viene trabajando hace mucho tiempo bajo normas muy estrictas en términos de contratación. La ley 6838, que es la ley de contrataciones, es un eje central en cada una de las obras que llevaremos adelante y la cumpliremos a rajatabla. Particularmente, el Plan de Hábitat tiene desembolsos por etapas y nosotros buscamos cumplimentar cada una de ellas.

Estos créditos van a provocar una reactivación de la obra pública que en los primeros meses fue muy golpeada y registró muchos despidos...
Toda la obra pública que tenemos va a contrarrestar de alguna manera todo lo que vino siendo un semestre muy complejo, pero pudimos lograr objetivos muy importantes. Ahora lo que estamos intentando es generar las condiciones de una inversión pública que permita no solo sostener el empleo sino generar un nivel de movimiento en la economía que contrarreste un año tan complejo como el que estábamos viviendo. Lo interesante de la obra pública no solo es el empleo directo, sino también el indirecto. Por eso surge la idea de trabajar en cada uno de los municipios para mantener un nivel de actividad en cada uno de los pueblos. Mientras se genera trabajo, se genera actividad y toda la economía se beneficia.

¿Qué te pareció esta noticia?

Aparecen

Sección Editorial

Comentá esta noticia



Se está leyendo ahora