Alberto Romero es secretario general del gremio que nuclea a los trabajadores de la industria del petróleo y del gas de las provincias de Salta y Jujuy y al hacer un raconto de lo logrado este año en materia salarial explicó que "como siempre sucede, el sector perforación es el más complicado porque todos los años los consorcios deben evaluar si concretan los proyectos que tienen en carpeta; si alguno no se concreta el directo afectado es siempre el trabajador".
Romero en ese sentido explicó que "la empresa President tenía previsto perforar dos pozos pero solo se concretó el primero; Petro Ap por su parte perforó uno en el área Pizarro en una locación identificada como Coyuyo y en Selva María (Formosa) el personal quedó en "stand by'' luego de la perforación de un segundo pozo. High Luck -agregó Romero- está teniendo algunos inconvenientes por que no consigue la aprobación de los estudios de impacto ambiental por parte del Ministerio de Medio Ambiente de la provincia, lo que está retrasando los proyectos de perforación en el área Tartagal Oriental. Tenemos que tener en cuenta que algunas de estas empresas son de capitales chinos y por una cuestión de cultura o idiosincrasia es difícil que puedan asimilar que acá en nuestro país las relaciones laborales se rigen por convenios colectivos de trabajo o que los estudios de impacto ambiental y social se deben respetar a rajatabla porque están establecidos por la legislación vigente. Cuando se paran los equipos de perforación es cuando se presentan las situaciones más críticas porque los trabajadores se quedan sin actividad y allí debemos comenzar a negociar con las empresas para que ese grupo de compañeros no pase a la condición de desocupados".

Los consorcios

En cuanto a los grandes consorcios Romero detalló que "Tecpetrol tenía para el 2016 un proyecto de perforación de un pozo en Río Pescado pero no se concretó porque el argumento es que YPF se rehusa a realizar la inversión. Por ese motivo la propuesta de la empresa es concretar dos perforaciones en el área Campo Durán para el mes de febrero de 2017.
Pan American Energy por su parte, como operadora del área Acambuco estuvo realizando algunos ensayos en la formación (geológica) Los Monos. Pluspetrol por su parte no ha previsto ninguna perforación en el área Ramos ya que sucede lo mismo que con el otro consorcio; YPF también en esa área se niegan a realizar nuevas inversiones" precisó.

En la refinería del norte

Romero, en relación a la situación que a mediados de año se planteó en la Refinería de Campo Durán explicó que "si bien la propuesta de la empresa y por razones de índole financiera era desvincular alrededor de 50 operarios, finalmente fueron 15 los que se retiraron voluntariamente y cobraron sus indemnizaciones. En el caso del sector refinería hemos negociado con las cámaras por un lapso importante pero finalmente logramos un aumento de un 41 por ciento en los sueldos de los trabajadores , a los que se suma un importe fijo de $16.000, más otros importes que se abonaron con retroactividad.
En el sector yacimientos el aumento ha sido de un 30 por ciento más una suma fija de $20.000, en tanto el sector de distribución de gas ha tenido un aumento de un 35 por ciento de su salario más una suma fija de $4.000.
Ha sido un año con dificultades en esta industria que necesita de más inversión pero como dirigentes gremiales nos sentimos satisfechos de haber podido negociar con los consorcios, las empresas y las cámaras que las nuclean en favor siempre e los trabajadores".

¿Qué te pareció esta noticia?

Aparecen

Sección Editorial

Comentá esta noticia



Se está leyendo ahora