El orfebre presidencial, Juan Carlos Pallarols, afirmó que si no hay un acuerdo entre el Gobierno nacional saliente y el entrante respecto del escenario de traspaso de mando, se encargará de llevar el bastón a la Basílica de Luján.
"Si hay acuerdo, dejaré el bastón donde me digan; si no, iré a Luján y se lo llevaré a la Virgen", advirtió y agregó: "No voy a entregar el bastón si no tengo claro que se le va a dar el debido respeto. Que haya un lugar, una hora".
Consultado acerca de en qué escenario piensa que debería efectuarse la entrega de los atributos, respondió: "Creo que en la Casa Rosada. Históricamente siempre se hizo ahí, yo llevaba el bastón al Salón Blanco de la Casa de Gobierno".
Lo que dice la historia
"La tradición indica que siempre se ha hecho lo que pedía el presidente entrante", completó, tras asegurar que va a "luchar hasta última hora para que se haga un traspaso en paz".

El protocolo apoya el pedido de Macri
La normativa de Ceremonial establece el traspaso en Casa Rosada. La intención de Mauricio Macri de recibir el bastón de mando en la Casa Rosada está apoyada en el reglamento de Ceremonial, que en su artículo 141 precisa: "En el pórtico de la Casa de Gobierno, el señor presidente será recibido por el jefe de la Casa Militar, el director de Ceremonial y un edecán del Presidente saliente, quienes lo acompañarán hasta el Salón Blanco".
El apartado que le sigue el 142 indica: "El señor Presidente saliente entregará al señor presidente electo, frente a la mesa colocada sobre el estrado, las insignias presidenciales, que estarán sobre la misma".
La ceremonia se completa según indica el artículo 143 de la siguiente manera: "El señor presidente saliente se despedirá del señor Presidente electo y se retirará del Salón Blanco conjuntamente con sus exministros, siendo acompañado hasta el pórtico de la Casa de Gobierno por el jefe de la Casa Militar (entrante) el director de Ceremonial y un edecán del señor Presidente de la Nación".

¿Qué te pareció esta noticia?

Sección Editorial

Comentá esta noticia



Se está leyendo ahora