El segmento de mujeres de entre 30 y 39 años es el más afectado por hechos de violencia familiar, según datos difundidos el mes pasado por la Oficina de Violencia Doméstica (OVD) de la Corte Suprema de Justicia de la Nación, a cargo de la ministra Elena Highton de Nolasco.
Durante 2015, de un total de 11.348 casos atendidos por los equipos interdisciplinarios, este grupo etario de mujeres representó el 28%, mientras que en segundo lugar apareció el grupo femenino que va desde los 22 a los 29 años, con un 23%.
Los restantes grupos etarios arrojaron los siguientes porcentajes: 40 a 49 años (17%), de 50 a 59 años (7%), 18 a 21 años (7%), mujeres mayores de 60 a 74 años (1%) y niñas de 15 a 17 años (1%).
En relación a los varones, el grupo etario de 30 a 39 años representó el 4%, varones de 40 a 49 años (3%), varones de 22 a 19 años (2%) y de 50 a 59 años (2%) y varones mayores de 60 a 74 años (1%).
El 90% de esta población (mujeres afectadas de 30 a 39 años) tiene hijos y un 5% se encontraba embarazada al momento de realizar la presentación ante la OVD.
Del análisis de los datos elaborados por la OVD se desprende que más de la mitad de las afectadas tenía un vínculo de pareja con el agresor: un 22% convivía con la persona agresora; en el 15% de los casos las personas agresoras eran sus cónyuges y el 51% eran ex parejas.
El 40% de este grupo de mujeres afectadas correspondió a un nivel socioeconómico medio bajo; nivel medio (29%), bajo (15%) y carenciado (5%). El nivel medio alto representó el 11% de los casos.
De acuerdo con el informe, en un 37% de los casos, las afectadas dijeron que la violencia se había extendido al grupo familiar. El 36% de las mujeres sufrió amenazas de muerte por parte de la persona agresora y el 11% de estos casos denunció la presencia de armas blancas o de fuego.
Según lo manifestado por las afectadas, el principal desencadenante de la violencia estuvo asociado al consumo de alcohol y sustancias psicoactivas (41%) y a la celotipia de la persona agresora (30%).
Más de la mitad de las mujeres afectadas manifestó haber concurrido a la Oficina de Violencia Doméstica porque se sentía en una "situación límite" (53%) y haber sentido "más miedo que el habitual" (55%).

¿Qué te pareció esta noticia?

Sección Editorial

Comentá esta noticia



Se está leyendo ahora