El juez federal Sebastián Casanello ordenó ayer la detención del empresario Lázaro Báez, que fue arrestado en el aeropuerto de San Fernando, en el marco de la causa que lo tiene procesado por supuesto lavado de dinero.
El magistrado decidió dictar la detención dos días antes de que Báez tuviera que presentarse en Tribunales para prestar declaración indagatoria por esa investigación.
La medida también alcanzó a su contador, Daniel Pérez Gadín, otro de los involucrados en la causa, que también quedó a disposición del juez.
Casanello ordenó el arresto ante el temor de fuga del empresario dueño de Austral Construcciones.
Por orden del juez, Báez era objeto de un "seguimiento" por parte de fuerzas de seguridad, del que se habría percatado en las últimas horas.
"Habría querido evadirse (del seguimiento), por lo que el juez dictó la detención", según fuentes judiciales.
La detención del empresario tuvo lugar en el aeropuerto de San Fernando, luego de que aterrizara allí procedente de Santa Cruz.
Estaba previsto que fuera trasladado a la Superintendencia de Investigaciones de la Policía Federal, en Madariaga y General Paz, en el barrio de Villa Lugano.
Allí quedará detenido hasta el próximo jueves, cuando debe prestar declaración indagatoria ante Casanello, en el marco de la causa que lo tiene procesado tras la difusión de un video en el que se observa a personas de su entorno contando dinero.
En la investigación también están involucrados su hijo Martín Báez; el contador Pérez Gadin; su hijo Sebastián; Walter Adriano Zanzot; el presidente de la financiera SGI, César Gustavo Fernández; y Fabián Virgilio Rossi, expareja de la vedette Iliana Calabró.
Casanello adelantó para esta semana las indagatorias de los distintos procesados por un viaje al exterior del fiscal Guillermo Marijuan, ya que la citación inicial era para el 26 de abril.
Hoy serán indagados Sebastián Pérez Gadín, Zanzot y Gustavo Fernández, en tanto que mañana será el turno de Lázaro Báez y Pérez Gadín, y el viernes de Rossi y Martín Báez.
Todos fueron citados a indagatoria al conocerse imágenes de las cámaras de seguridad de la financiera SGI, en donde se los ve contando varios millones de dólares y euros en efectivo.
Los hechos tuvieron lugar en el segundo semestre de 2012 y son en total más de 90 horas de filmación, que ya fueron enviadas a peritar por el juzgado.
El juez Casanello puso también la mira al contador del grupo Pérez Gadín que, supuestamente, trazaba la ruta del dinero ahora investigado.
Al igual que Báez, Pérez Gadín estaba citado a indagatoria para el 26 de abril, aunque el juez la adelantó para mañana.
El contador no solo lo era de las empresas de Báez, sino también dirigía la financiera "La Rosadita" que acopiaba los dólares que luego recorrían un determinado itinerio que ahora el juez trata de averiguar.

Sin un plan de vuelo

La medida de arresto dispuesta por el juez Casanello en la causa por lavado de dinero se efectuó cuando Lázaro Báez, el empresario, arribó en un avión privado al aeropuerto de San Fernando.
Según expresó en su fallo sobre la detención, el magistrado escribió que "el avión no quería presentar el plan de vuelo", por lo que se consideró que existían indicios de fuga.
Para el juez, "Báez fue convocado a prestar declaración indagatoria por estimarse reunido el grado de sospecha reclamado por la ley procesal y que al mismo tiempo se dispuso su prohibición de salida del país".

¿Qué te pareció esta noticia?

Sección Editorial

Comentá esta noticia


ALBERT LUIS
ALBERT LUIS · Hace 7 meses

raro que No hay ningun comentario de los soldaditos UUUUKKKKKK.......quizas se dieron cuenta que es UN SUEÑO DEL QUE SE ESTAN DESPERTANDO TODOS LOS MILITANTES KKKKKKKKKK............O TAL VEZ SEA UNA ...... SENSACION............UNA SENSACIO DE LO QUE LOS ACUSAN A LOS INTEGRANTES DE LA GRAN BANDA KKKKKKKKKKK........FALTA LA IDEOLOGA ,LA ENGENDRA ..........CFKKKKK.......MUY PRONT CAERA ....NO TIENE ESCAPATORIA.........ESTOS REALMENTE HICIERON TERRORISMO DE ESTADO......


Se está leyendo ahora