La joven mamá de tres niños, Débora Magallanes, regresó esta tarde a Salta capital junto a su familia, luego de ser liberada por Carlos, su última pareja quien la obligó a irse con él en la noche del lunes.
La joven fue dejada libre por su raptor en la parada de colectivos interurbanos de Coronel Moldes, y desde allí viajó hasta la terminal de ómnibus. Al llegar a la ciudad de Salta intentó comunicarse con su madre, Norma Alarcón, pero la llamada fue infructuosa. Mientras estaba en la terminal de ómnibus, los policías que patrullan el lugar la reconocieron y la llevaron a la Comisaría Novena.
A partir de ese momento, ubicaron a la señora Alarcón y la joven Débora hizo una denuncia contra Carlos por haberla obligado a subir a su auto bajo amenazas de muerte contra ella y contra su madre y sus tres niños.
"Gracias a Dios regresó sana y salva", dijo a El Tribuno Norma Alarcón, al confirmar que la joven había sido liberada después de cinco días de permanecer desaparecida.

¿Qué te pareció esta noticia?

Sección Editorial

Comentá esta noticia



Se está leyendo ahora