Los trabajadores del INTA ingresaron en estado de alerta y se movilizarán mañana por las calles de Salta, en el marco de una marcha que se realizará en todo el país. En la Ciudad Autónoma preparan para hoy un abrazo simbólico al Congreso. El INTA tiene 7100 investigadores de manera permanente y está en todo el país
Con más de 60 años de historia, el Instituto Nacional de Tecnología Agropecuaria (INTA) se apresta a la más grande lucha salarial y en defensa de su autonomía.
El proyecto de presupuesto para el INTA llegó al Congreso con 5.112 millones de pesos y eso no convence a nadie. Teniendo en cuenta la inflación estimada, la suba de costos y los aumentos de salarios, el presupuesto para el 2017 se calculaba en 6.400 millones de pesos; esto en base a los 4.374,7 millones asignados para este año. Estos números suponen entonces una poda de 1.288 millones de pesos.
Los trabajadores aseguran que con el presupuesto del Gobierno corren riesgo 600 puestos
Ante esta realidad, los trabajadores no quieren salir a hablar porque tienen miedo del futuro que se les viene. Ellos temen que puedan ocurrir dos cosas: o bajan los sueldos o reducen la planta en al menos 600 trabajadores.
Solo Bruno Baldi, quien es coordinador de un proyecto productivo en Yuto, Jujuy, salió a responder algunos interrogantes de cara al futuro del INTA.
"No solo es cuestión de dinero, ya que el organismo pierde la autarquía. Por un lado congelan los cargos jerárquicos y quedan sin posibilidad de acceder a planta al menos 350 becarios. Se debe decir que también las designaciones de esos cargos ya no serán más por concursos públicos de antecedentes y oposición, sino que ahora dependerá de una simple cuestión política", dijo el ingeniero agrónomo.
Baldi también dijo que al perder los recursos, el INTA ya no tendrá voz ni voto; pierde la autonomía y con ello el destino de la investigación y el desarrollo de la agricultura.

En Salta

Se debe recordar que en Salta, el INTA tuvo hasta ahora una impronta de investigación enfocada en las pequeñas comunidades campesinas e indígenas, por lo que además también peligran las líneas de investigación, acciones y proyectos que estaban enfocados en las huertas y en los pequeños emprendimientos en zonas rurales.
También son una incógnita los fondos destinados a los móviles y transporte de personas. Se sabe que los trabajadores utilizan camionetas equipadas especialmente para zonas inhóspitas, por lo que necesitan un mantenimiento costoso. Se supo que ahora contará con solo 500.000 pesos para compra de equipos, adquisición de repuestos para radares y camionetas. Suena raro el monto, más teniendo en cuenta que hasta este año se destinaban de 70 a 80 millones de pesos anuales para esto.
Pero lo más peligroso y lo que más temor causó en los planteles científicos fue el hecho de que el Gobierno nacional se propone quitarle la autarquía al INTA.
Los rumores indican que todos los concursos de cargos deberán pasar por la mano del jefe de Gabinete, Marcos Peña, y del ministro de Modernización del Estado, Andrés Ibarra.
Hace muchos años el Ejecutivo se encargaba de designar cargos de investigadores en el INTA, por lo que esta nueva modalidad que vendría no cayó nada bien entre los trabajadores.
La Asociación del Personal del Instituto Nacional de Tecnología Agropecuaria (Apinta) y los afiliados a ATE realizarán de manera conjunta mañana "una jornada nacional de concientización en la calle" para difundir "la importancia del INTA en la investigación y desarrollo del país". En Salta, todo indica que será en la plazoleta IV Siglos en horas de la mañana.

¿Qué te pareció esta noticia?

Sección Editorial

Comentá esta noticia


· Hace 1 mes

Muchas aseveraciones sobre supuestos, rumores, e imprecisiones. La reducción de parte del presupuesto, el que viene del tesoro, es negociable y se está en eso. La proporción fija que viene de las exportaciones se mantiene por lo que en el 2017 ese ingreso podría ser mayor. Pérdida de autarquía? De autonomía? Por ahora son interrogantes.


Se está leyendo ahora