*

Los manteros del Parque San Martín entraron en un callejón sin salida
El conflicto que enfrenta a los manteros con la Municipalidad de la ciudad de Salta parece entrar a un callejón sin salida.
Ayer continuaron las protestas y los vendedores ambulantes que hasta hace poco se ubicaban en las veredas del parque San Martín se movilizaron hacia las oficinas de Control Comercial municipal.
"Nosotros somos las 30 familias que trabajábamos en el parque vendiendo comida, frutas, artesanías, juguetes, artículos de temporada y golosinas. Desde hace tres semanas que no nos dejan trabajar y estos son tiempos en que no hay plata. Entonces pedimos que nos dejen en paz, que nos dejen trabajar porque tenemos que llevar la comida a nuestros hijos", dijo Adriana Oscari, la referente de los vendedores.
La mujer hizo referencia a todos los ambulantes que se ubican en avenida San Martín, entre Buenos Aires y Lavalle. "No somos los que están en el pasaje Beltrán", se encargó de aclarar.
Los ambulantes se concentraron ayer a las 9 en la zona del parque, de ahí avanzaron hacia la plaza Belgrano provocando un caos a su paso.
Marcharon obstruyendo el tránsito por todo el centro de la ciudad y con una fuerte custodia policial.
A las 11 llegaron a las oficinas de Control, de calle Gemes, y pidieron hablar con el director de Espacio Público municipal, Carlos Caro.
No hubo ningún tipo de impedimentos y los delegados ingresaron al edificio a esperar que los atienda el funcionario.
Afuera del inmueble esperaban los manteros, con sus familias que, con bombos y redoblantes, cantaban y pedían por "una solución".
Ellos exigen alguna forma de regularización laboral, mejora de condiciones y que de alguna manera puedan pagar un canon por el uso de espacio público para liberarse de "las coimas".
Del otro lado, la decisión política de sacar a los manteros del parque ya está tomada desde el día que asumieron las nuevas autoridades.
"Nosotros pedimos que Sáenz cumpla con las promesas que dijo el día que vino a sacarse una foto con nosotros, en plena campaña electoral", dijo otro ambulante.
Antecedentes
Los desalojos de los manteros y vendedores ambulantes comenzaron el pasado 13 de febrero. Los operativos fueron fuertes en el Día de los Enamorados y estuvieron encabezados por el subsecretario de Control Comercial, Nicolás Avellaneda.
La decisión la tomó el intendente de la ciudad de Salta Gustavo Sáenz, para terminar con la competencia desleal y también para permitir la libre circulación de los peatones por el lugar.
Cabe destacar que tanto los manteros como los vendedores ambulantes fueron notificados debidamente y con suficiente tiempo de antelación para que abandonen sus respectivos puestos.

"El Concejo debe dar una solución"

Fue el subsecretario de Control Comercial de la Municipalidad de Salta, Nicolás Avellaneda, quien recibió a los trabajadores ambulantes.
El funcionario les reiteró a los delegados la negativa de permitir que regresen al parque San Martín, ya que se está dando cumplimiento a la normativa establecida.
"Nosotros ya hablamos con los referentes y les dijimos que Control solo se encarga de hacer cumplir con lo que está establecido en las ordenanzas", le dijo a El Tribuno.
Reiteró que la decisión política ya está tomada y le dieron expresa orden de cumplir la ley.
"Yo me hago cargo de lo que digo. Control no tiene por qué darles una alternativa, es el Concejo Deliberante el que debe brindar la solución laboral y social para estas familias. Ellos son los designados para buscar alternativas. Yo podría decir que habría que buscar un lugar fuera del micro y macrocentro. Nosotros ponemos todo de nuestra parte. pero eso lo debe decidir el Concejo", concluyó.

Agilizan el trámite de habilitaciones

Para autorizar un comercio ya no será necesario el certificado de la Copaups. La jugada puede generar, cuanto menos, recelo en la Provincia. Ayer, la Municipalidad le anunció a la Cámara de Comercio que para habilitar un comercio ya no será necesario tener el certificado de no objeción que emite la Comisión de Preservación del Patrimonio Arquitectónico y Urbanístico de la Provincia (Copaups).
Funcionarios municipales señalaron que el intendente Sáenz dictó una ordenanza ad referéndum sobre el tema. La medida, un reclamo que venían realizando los comerciantes, tendrá vigencia a partir de su publicación en el Boletín Oficial.
Martín Pérez Estrada, subsecretario de Habilitaciones Comerciales, señaló que mediante este instrumento "se elimina el requisito de contar con el certificado de no objeción que emite Copaups".
Pérez Estrada aseguró que "no quiere decir que a la Municipalidad no le interesa preservar el patrimonio, al contrario, la intendencia defiende el patrimonio". También afirmó que esta ordenanza, a los efectos de la habilitación, entiende que no es necesario tener el certificado del Copaups para habilitar un comercio. "Las cosas estaban mezcladas", dijo.
"Esto se habló desde hace mucho tiempo. Esta medida es para todos los comerciantes, no solo los de la cámara. Además muestra que podemos trabajar la parte privada con lo público", señaló Jorge Vian, secretario de la Cámara de Comercio e Industria de Salta.

¿Qué te pareció esta noticia?

Sección Editorial

Comentá esta noticia

Debe iniciar sesión para comentar

Importante ahora

cargando...