Las fragancias constituyen un misterio ya que son un objeto intangible pero que completan un arreglo personal, reconfortan después de un baño, levantan el ánimo y seducen. Si antes un perfume nos identificaba y era el elegido para siempre, hoy siguen la moda y cada marca lanza al menos dos por año, ya que hombres y mujeres quieren renovar su stock personal. El riesgo de seguir la moda es que hoy se parecen mucho unos a otros.

Tendencias

Las fragancias están atadas a la moda y hay tendencias en materia de perfumes. En los 80 fueron los aromas invasores y orientales, en los años 90, se usaban las aguas frescas y poco perdurables. Pero las preferencias tienen que ver con la idiosincrasia de cada lugar, por ejemplo, en los Estados Unidos se usan las fragancias frutadas, con abundancia de frutos del bosque. En Europa están de moda los perfumes muy cargados, dulces, amaderados y gourmet con notas comestibles-, con aroma a chocolate, vainilla, praliné y frutas acarameladas.
En la Argentina, en cambio, son favoritas las fragancias frescas, acuosas y fáciles de llevar. También se usan las que agregan una nota oriental o amaderada, cálidas y de mayor duración.

La pirámide olfativa

Las notas son las que componen la pirámide olfativa. Cuando olemos, hay una percepción inicial que llamamos notas de salida; notas medias o de corazón, que son las que en cierta forma nos quedan más "atrapadas".
La memoria emotiva (olfativa) es lo que recordamos o lo que nos hace acordar esa nota que olemos. Si fue bueno, nos emociona positivamente y si conlleva un mal recuerdo nos entristece, o nos conecta con la añoranza, con el olor de una casa.
Tradicional y culturalmente, las notas asociadas con las fragancias masculinas eran tabaco, cuero, hierbas o lavanda. Sin embargo, en los últimos años, teniendo en cuenta los cambios en las conductas de los hombres, que demuestran su sensibilidad y seducción, se han incorporado notas como jazmín, antes reservada para las mujeres, y orientales.

Pirámide olfativa

- Nota de salida o cabeza. Es el primer contacto con un perfume y se perciben durante los primeros minutos. Las notas de salida son las más ligeras por ser la parte más volátil del jugo. En general, son cítricas o verdes.
- Nota de cuerpo o corazón. Se perciben durante tres o cuatro horas desde su aplicación y conforman el corazón de la fragancia. Son las notas que definen al perfume (familia olfativa).
- Nota de fondo. Es la estructura que sostiene al perfume y que le otorga su durabilidad y fijación. Son notas que dan profundidad al perfume, como las maderas, el ámbar, los almizcles o las especias. El momento de transición de estas fases no es brusca ya que progresan de un modo paulatino y derivan lentamente desde las notas más altas de salida hasta las de fondo en una armónica sinfonía de olores.

Alergias, y efectos sobre la piel

Si nos perfumamos y tenemos reacciones, lo más conveniente es observar qué tipo de producto es el causante de la reacción alérgica para evitar el uso. En muchos casos el perfume colocado en la piel y sumado a los efectos del sol, puede manchar. Este fenómeno es conocido como dermopigmentación. Se debe a que algunos componentes de los perfumes pueden ser agentes fototóxicos, esto quiere decir, que cuando está en contacto con la luz solar puede producir manchas. Se recomienda evitarlo si habrá exposición al sol. Pero también el perfume de por sí, puede producir irritación sobre la piel. Por todo esto, lo más adecuado es que no se coloque sobre la piel directamente. Colocarlo en la ropa, puede ser un buen recurso.
No siempre se producirán manchas pero existen posibilidades de que esto ocurra por eso no se debe colocar el perfume y exponerse al sol.
El perfume puede producir lesiones en la piel (irritaciones, alergias, hinchazón, etc). Todo esto conlleva al envejecimiento general de la piel.
Cremas y fragancias: Para causar una alergia de la piel, una cierta cantidad mínima de la sustancia aromatizante debe penetrar en la piel y unirse a una de sus proteínas. Una vez que esta sustancia se ha unido a una proteína de la piel, puede provocar una serie de fenómenos en el sistema inmune que termina causando los síntomas de alergia.

¿Qué te pareció esta noticia?

Sección Editorial

Comentá esta noticia



Se está leyendo ahora