Los rostros y los climas del juicio por Miguel Ragone

10-03-2012 - Las fotografías expuestas desde hoy, a las 11, en Mitre 23, testimonian los momentos clave de este proceso histórico.

Las imágenes pueden narrar historias. Sobre esta certeza asienta sus bases el fotoperiodismo. Desde el centro de esta conjunción han nacido excelentes registros que se han convertido, con el tiempo, en importantes aportes a la memoria histórica.

Un buen ejemplo es el trabajo realizado por María Mercedes Costaguta a lo largo del juicio por el crimen del exgobernador Miguel Ragone.

Un puñado de las cerca de 5 mil fotografías, tomadas durante el proceso, forman parte de la muestra “Ragone, el juicio histórico”, que se habilitará hoy, a las 11, en el Centro Cultural América (Mitre 23).

Costaguta es egresada de la Escuela de Artes Prilidiano Pueyrredón. De la plástica, pasó un día a la fotografía artística y anduvo por esos andariveles hasta que conoció, de casualidad, a Fernando Pequeño, nieto de Miguel Ragone, cuando se desarrollaba el juicio por Melitón Bustos. “Hasta ese momento, Salta había sido solo un lugar de veraneo (nací acá pero pronto me mudé a Buenos Aires). El caso Ragone era en ese momento un tema totalmente ajeno a mí”. Pero cuando conoció de cerca la historia de la familia Ragone, la artista fue dejándose atrapar lentamente por la trama. Y decidió tomar imágenes del juicio que tuvo lugar en 2011. Las fotografías retratan los rostros, momentos y gestos de los protagonistas, desde el primero hasta el último día del histórico proceso.

Fueron cinco largos meses de audiencias.“Quería captar todo. El dolor de la familia, la reacción de los imputados...”. Costaguta trabajó acreditada por la Asociación Dr. Miguel Ragone, por la verdad, la memoria y la justicia. Pero encontró algunas trabas. “Tuve problemas con la Policía Federal, que me impidió trabajar a pesar de que tenía la acreditación correspondiente”, contó.

El resultado final: “Pude contar un proceso de búsqueda de justicia y mostrar la lucha y la entereza de una familia que no se entrega”, expresó.

El hecho de que Mercedes Costaguta se haya involucrado tanto con este caso no es casual: es hija de un militar que, en la época del proceso, fue expulsado de la fuerza por negarse a ser cómplice del terrorismo de Estado. La misma persecución, en la otra vereda.

 

Fuente:

¿Qué te pareció esta noticia?

Compartí

0

Te Puede Interesar

Comentá esta noticia