El presidente Mauricio Macri, tras recibir a los representantes de los Pueblos Originarios dispuso que la problemática de las comunidades se aborde desde la Secretaría de Derechos Humanos y no desde el Ministerio de Desarrollo Social, dado que las demandas de las distintas etnias 'no proviene del asistencialismo', sino de los derechos humanos. Así lo expresó el ministro de Justicia, Germán Garavano, en declaraciones formuladas en la Casa de Gobierno, tras participar del encuentro que el Jefe de Estado mantuvo con representantes de 'más de 30 etnias que habitan el país', y la presencia de Felix Díaz, líder de la comunidad Qom.
A través de su cuenta de Twitter, Macri luego del encuentro que se realizó en el Museo del Bicentenario, afirmó que 'para este gobierno, el reconocimieno de las comunidades indìgenas y las políticas hacia los pueblos originarios son politicas de Estado'. Díaz, por su parte, calificó de 'momento histórico' para los pueblos que representa, por haber sido recibido por el presidente Mauricio Macri en la Casa de Gobierno, quien cumplió su promesa de campaña cuando visitó el acampe en la Avenida 9 de Julio y los convocó a Casa Rosada.
Al respecto, el Jefe de Estado, dijo 'hoy pudimos cumplir con alegría ese compromiso, y afirmó que 'vamos a trabajar juntos para atender las necesidades de los pueblos originarios y lograr el objetivo de pobreza cero'. En conferencia de prensa, Díaz abogó además por 'un diálogo con respuestas' para que 'no haya más acampe ni corte de rutas', tras el encuentro del que participaron el jefe de Gabinete, Marcos Peña, el secretario general Fernando de Andreis, el ministro Garavano, y el secretario de Derechos Humanos, Claudio Avruj.
'Para nosotros es un momento histórico, y el sueño nuestro es integrar el país y que se apliquen los derechos humanos como corresponde', afirmó Díaz. Además, dijo que a partir de ahora espero que 'tengamos una vida digna, sin riesgos de desalojo en nuestros territorios', y agregó 'es increíble que podamos estar en este lugar, nunca lo imaginé; ya no queremos más acampe ni más corte de ruta, queremos un diálogo con respuestas'.
Por su parte, Garavano, dijo que 'para el Presidente es un tema prioritario, es la gran deuda en materia de derechos humanos', e insistió que 'el tema de los pueblos originarios no es asistencial, por eso se pasó de Desarrollo Social a Derechos Humanos; nadie puede discutir la injusticia que atraviesan los pueblos originarios'.

¿Qué te pareció esta noticia?

Sección Editorial

Comentá esta noticia



Se está leyendo ahora