*

Macri recibió al canciller español y auguraron futuros vínculos "espectaculares"
El presidente electo, Mauricio Macri, recibió hoy en la sede del Gobierno porteño al primer representante de un país extranjero en saludarlo, el canciller español José Manuel García-Margallo, tras haber ganado el balotaje y suceder a la mandataria saliente, Cristina Kirchner.
El funcionario de la administración de Mariano Rajoy se mostró muy satisfecho a su salida de la cita y declaró esperar que se vuelva a recuperar el nivel de relaciones "históricas" con la Argentina —según publicó el sitio Infobae—, así como aseguró serán "espectaculares" los vínculos futuros entre ambos países.
García Margallo había mantenido previo a su encuentro con Macri una audiencia con el saliente ministro de Relaciones Exteriores y Culto, Héctor Timerman.
El jefe de la diplomacia española reconoció que las relaciones con el todavía canciller han sido "muy intensas" y "no siempre fáciles", como cuando se produjo la expropiación de YPF a Repsol, aunque lograron "en todo momento" mantenerlas "a flote".
No obstante, se mostró convencido de que habrá cambios y que la victoria de Macri con su "magnífico" equipo supondrá un punto de inflexión en los populismos en Latinoamérica, por cuanto no descartó otros en "un futuro cercano".
García-Margallo señaló que si algo diferencia a la administración entrante de la saliente es que el gobierno de Cristina Kirchner estuvo más volcado en Latinoamérica y el nuevo lo hará en Estados Unidos y la Unión Europea, lo que facilitará las relaciones con Mercosur.
"Va a tener unas relaciones con España realmente espectaculares", indicó, al tiempo que destacó que "las relaciones entre el presidente Macri y el presidente Rajoy son "entrañables".
El canciller ibérico también se mostró confiado por los contactos futuros que mantendrá con la próxima ministra de Relaciones Exteriores argentina, Susana Malcorra.
"Eso va a facilitar que mejoremos mucho las relaciones entre dos países que tienen lazos muy importantes en todos los ámbitos de la vida", resaltó García-Margallo, que subrayó que el programa de ambos gobiernos es "muy parecido".
Expresó que el nuevo Gobierno argentino deberá introducir cambios y hacer lo que hizo España hace "mucho tiempo": liberalizar la economía "sin miedos ni complejos". Argumentó que la renta per cápita española se ha multiplicado por seis desde 1986.
"Hay que abrir, diversificar y competir", insistió el canciller español, para quien se trata de saber sortear la globalización y no resistirse a ella, que "es lo que hacen los populismos".
Sostuvo que Macri podrá contar con el apoyo del Gobierno español y con el interés del sector empresarial, cuyas inversiones actuales en la Argentina ascienden a 13.000 millones de dólares.
Antes del encuentro con el presidente electo, García-Margallo y una veintena de empresarios españoles almorzaron con los futuros ministros de Hacienda, Alfonso Prat-Gay, y de Producción, Francisco Cabrera.

¿Qué te pareció esta noticia?

Sección Editorial

Comentá esta noticia

Debe iniciar sesión para comentar

Importante ahora

cargando...