Ram Vargas es miembro de la Comunidad Taoísta Internacional y viajó desde Colombia para realizar prácticas de mantroterapia en el norte del país. Durante un encuentro con El Tribuno explicó cuáles son los alcances de esta técnica y las prácticas de otras terapias que desde la Comunidad Taoísta ya comparten desde hace más de 20 años en esta ciudad.
Vargas explicó que el tremor significa temblor. Es un término científico que se aplica a varias áreas incluso a su incidencia en los órganos del cuerpo, como el hígado, el sistema nervioso, el corazón, los pulmones. Dentro de la mantroterapia lo que se hace es curar con música y recuperar la salud de los órganos y de todo el cuerpo. "La música actual produce tremor en todos los órganos pero principalmente en el corazón", agregó Ram, miembro de la Comunidad Taoísta.
Según explicó, los instrumentos musicales metálicos son los que más daño hacen al organismo, sobre todo la corazón. Algunos de ellos son la batería, y le siguen el bajo, la guitarra eléctrica y los sintetizadores. "Estos son los instrumentos que hacen que resuenen en el corazón y, además, alteran los chacras", detalló Ram Vargas.
La práctica de mantroterapia elimina el tremor. A través de los mantras, con instrumentos que no son perjudicables, lo que se hace es hacer una limpieza en el cuerpo de las personas que participan.
Con la mantroterapia también se logra una recuperación y armonización del campo áurico, que es la energía que cada uno de nosotros despide y nos rodea.
Y como si fuera poco, ayuda también a combatir el estrés.

¿Qué te pareció esta noticia?

Sección Editorial

Comentá esta noticia