La Sociedad Interamericana de Prensa (SIP) celebró ayer el "giro radical" registrado este año en la Argentina en la relación entre la prensa y el poder político, con la llegada de Mauricio Macri al poder, luego de unos años marcados por "múltiples distorsiones en el sector periodístico", y realizó una especial crítica a lo ocurrido durante los 12 años de gobiernos kirchneristas con Néstor Kirchner y Cristina Fernández.
La 72ª Asamblea General de la SIP, que concluyó en la Ciudad de México, saludó el "compromiso asumido por el Gobierno argentino con la libertad de expresión, las iniciativas oficiales, la adopción de medidas y la sanción de leyes que contribuyen a un ejercicio institucionalmente saludable del oficio periodístico".
En el informe del país, que se aprobó con algunas objeciones, la SIP destacó que de esta manera se cierra una etapa de control a la prensa que se alargó durante unas tres décadas.
"El gobierno kirchnerista (2003-2015) dejó múltiples distorsiones en el sector periodístico", consideró el organismo, lo que causó un aumento de la publicidad oficial y que muchos empresarios del sector se subordinaran a los intereses del Gobierno.
cristina nestor kirchner.jpg
<div>La SIP cuestionó el trato a la prensa del matrimonio Kirchner.</div>
La SIP cuestionó el trato a la prensa del matrimonio Kirchner.
Positivamente, este organismo que reúne 1.300 publicaciones asociadas, aplaudió que la Secretaría de Medios de la Nación haya emitido una resolución que "autolimita las facultades estatales en materia de adjudicación de publicación oficial".
En la sesión de ayer se agregó un párrafo al informe original para solicitar al Congreso que en el tratamiento de la publicidad oficial se acepten los principios propios de la prensa libre y del Sistema Interamericano de Derechos Humanos.
"A todo esto deben sumarse gestos y acciones que restauran el dañado vínculo institucional entre el periodismo y las autoridades. Se recuperaron las conferencias de prensa del Presidente y sus ministros de forma periódica", destacó la SIP, y apuntó que se "oxigenó el debate político".
No obstante, recordó que en los últimos seis meses se reportó "la intimidación" contra periodistas, como disparos con arma de fuego en el domicilio del periodista Emanuel Soverchia.

La próxima asamblea, en EEUU

La 73ª Asamblea General de la Sociedad Interamericana de Prensa (SIP) se celebrará en octubre del próximo año en la ciudad estadounidense de Salt Lake City, en el estado de Utah, anunció ayer oficialmente la institución.
El flamante presidente de la organización, Matthew Sanders, quien además es el primer presidente de un medio digital de la SIP, animó a los futuros participantes a nutrirse del “ecosistema digital” que existe en la ciudad.

La situación en los países de la región

Venezuela: piden el fin de los abusos

LA SIP exhortó al Gobierno de Nicolás Maduro a poner fin al “acoso, amedrentamiento y extorsión” a los medios de comunicación. El organismo incluyó en la resolución sobre Venezuela su preocupación por el cierre de canales democráticos y exigió al Gobierno el respeto a la libertad de expresión.
Además, demandó el cumplimiento del fallo de la Corte Interamericana de Derechos Humanos (CIDH) que ordenó al Gobierno venezolano restablecer la concesión de la frecuencia con que operaba el canal de televisión RCTV.
En su informe sobre la situación del país, el organismo denunció un incremento de los ataques a la libertad de expresión en lo que va de año, perpetrados con frecuencia por civiles que actúan con la protección de organismos policiales y militares.
El organismo indicó que “el Gobierno de Maduro viene ejecutando un programa de triple hostigamiento a los periodistas durante la cobertura: los golpean de forma salvaje, les roban los equipos y, además, los amenazan si denuncian lo ocurrido”.

Ecuador: creciente “censura camuflada”

La Sociedad Interamericana de Prensa alertó ayer que en Ecuador está creciendo una “censura camuflada” por parte del Estado, una persecución a los medios y la existencia de multas económicas y sanciones disciplinarias contra medios.
“En Ecuador se mantiene y se fortalece un sistema camuflado de censura que tiene como propósito silenciar al periodismo independiente y vaciar el contenido crítico de la prensa”, detalló la SIP en sus resoluciones.
Así, exigió “una vez más” al gobierno de Rafael Correa que cesen agresiones contra periodistas y editores. Sobre todo, apuntó que en los últimos seis meses ha habido un incremento “notable” en la persecución de medios de comunicación, especialmente digitales.
La institución destacó que cada vez es “más riesgoso” el periodismo de investigación en ese país.
Además, la SIP aprobó un nuevo punto, en el que se exhorta a los candidatos de las futuras elecciones generales del país, a celebrarse a principios de 2017, a derogar la “ley orgánica de comunicación”.

Cuba: represión y control de internet

En su apartado dedicado a Cuba, la SIP exigió ayer al Gobierno de la isla que deje de ejercer un severo control de internet y las plataformas digitales, en un año en el que aseveró que se ha producido una “vuelta de tuerca” en el sector con la aparición de más medios independientes. “Exigir al Gobierno de Cuba que se aparte de la lista de los países más represivos del mundo en materia de internet y las plataformas digitales”, resolvió el organismo.
Además, pidió al Gobierno que deje de “resistirse a la ola de cambios en las comunicaciones y la tecnología”, y que “respete la labor profesional y el ejercicio de la libertad de expresión tanto al periodismo independiente como a los trabajadores de la prensa de sus propios medios de comunicación”, apuntaló.
La SIP reiteró que desean que tanto Estados Unidos como Cuba, en pleno proceso de restablecimiento de relaciones, “contemplen las garantías a la libertad de expresión y la libertad de prensa”.
Este año el Gobierno “ha dado muestras de una creciente preocupación por el periodismo independiente.

Brasil: menos asesinatos

La SIP destacó que en Brasil han disminuido las muertes de periodistas en el país este año, si bien subieron los casos de abuso de autoridad y control.
Las resoluciones del documento “Impunidad Brasil” fueron extensas.
La SIP solicitó que “sean investigados y procesados para que rindan cuentas por abuso de autoridad” los agentes de Policía militar y civil que participaron en la detención arbitraria de profesionales de la comunicación en el ejercicio de la profesión.
Asimismo, pidió que se inste a las autoridades civiles y militares, fiscales y jueces y a “todos los estados de Brasil” que se abstengan de “violar garantías constitucionales derivadas de los principios democráticos del Estado de derecho”.
Por ello, creyó que se deben tomar medidas para identificar y sancionar “ejemplarmente” a los autores de las amenazas.
Además de garantizar el derecho de los periodistas, la SIP pidió que sean las empresas de comunicación quienes también los protejan en el ejercicio de su labor.

Colombia: basta de impunidad

La SIP exhortó ayer a Colombia a fortalecer los mecanismos de investigación que conduzcan al esclarecimiento de los asesinatos y amenazas contra periodistas e imponer sanciones que permitan reducir la impunidad.
El organismo destacó que, de los 145 homicidios ocurridos desde 1977, “solo ha habido condenas en 20 casos y 70 más han prescrito, de acuerdo con la Fundación para la Libertad de Prensa”. Ante este contexto de “impunidad casi absoluta”, la SIP pidió a la Fiscalía General de la Nación que dé prioridad a los casos emblemáticos, entre ellos el asesinato hace 30 años del entonces director del diario El Espectador, Guillermo Cano.
En su informe sobre Colombia, la SIP destacó el secuestro por parte del Ejército de Liberación Nacional de la periodista española Salud Hernández y los comunicadores Diego D’Pablos y Carlos Melo, liberados pocos días después. Además, apuntó, 157 periodistas denunciaron este año haber sido víctimas de algún tipo de conducta violatoria de la libertad de información.

México: el año más peligroso en décadas

La SIP exhortó al Gobierno mexicano a tomar medidas para garantizar la seguridad de los comunicadores en el que calificó como uno de los años “más peligrosos para el periodismo en el país” de las últimas décadas.
“Pedir al Gobierno de México que atienda con firmeza y de forma integral y coordinada los casos de violencia contra periodistas y medios de comunicación y las resoluciones de la Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH)”, subrayó este informe.
Asimismo, la SIP pidió que no “sigan prescribiendo” los delitos cometidos contra periodistas y que se provea “al sistema de protección” a comunicadores los recursos profesionales y económicos “para combatir la violencia y garantizar la seguridad de los periodistas”.
Según el organismo, este 2016 “podría convertirse en el año más peligroso para el periodismo en el país de los últimos 30 años”. Las cifras son reveladoras: Este año han muerto 11 informadores.

¿Qué te pareció esta noticia?

Sección Editorial

Comentá esta noticia


Ceci N
Ceci N · Hace 1 mes

JAJAJAJAJA QUE CHISTE JAJAJA si la prensa dice y hace lo que quiere, puras boludeces en general, y dicen que los limitaban???? ojala pudieran callarse, lo que hacen es mentir y mentir hasta que todos terminan repitiendo su "verdad", sin mencionar lo amarillistas que se volvieron, morbosos, buscapleitos...deberian volver a la escuela de periodismo TODOS


Se está leyendo ahora