El sector empresario sigue en alerta por la crisis económica. Cerca del 70% de las pequeñas y medianas empresas (pymes) de Salta reporta caída de ventas del 40%. El freno en la obra pública y privada tiene en vilo a la constructoras, fábricas de materiales e insumos y corralones. Además, advierten el fuerte peso que tienen la suba de los servicios.
El martes el presidente de la Nación, Mauricio Macri, anunció una batería de medidas para las pymes, que consisten en créditos más blandos e incentivos fiscales. No obstante, según lo hacen notar los empresarios, queda pendiente lograr una reactivación de la actividad económica.
"Nos encontramos en un escenario de virtual paralización de las obras, tanto en el sector público como en el privado, en el primero más, mucho más", expresó el presidente de la empresa Cerámica del Norte, Juan Soler. El empresario atribuyó esta situación a que los planes de construcción de viviendas han mermado de manera sustancial, a lo que se suman los fuertes incrementos de los servicios de gas, electricidad, transporte y al marcado crecimiento de la inflación.
"En términos generales podemos advertir que la caída de las obras ronda el 35%, y esto repercute fuertemente en una empresa industrial como la nuestra, que depende exclusivamente de la construcción", señaló Soler.
La Unión Industrial de Salta (UIS) aún no hizo una evaluación de los costos por los incrementos de los servicios. "Más allá de no tener los números en mano, no hay duda que el impacto del ajuste para nuestro sector es fuerte", expresó el presidente de la entidad, Julio Usandivaras.
El directivo de la UIS reconoció: "Somos conscientes de que estos ajustes son de coyuntura, y que tenemos que mirar el futuro con optimismo". Sin embargo, Usandivaras planteó la necesidad de que se generen políticas de competitividad que apunten al crecimiento de las empresas que están en funcionamiento y que al mismo tiempo se allane el camino para la creación de nuevas industrias en la provincia.
Soler, por su parte, indicó que en materia de energía el incremento fue del 80% y que lo propio ocurrirá con el gas, si tomamos como referencia el nivel de inflación que estamos teniendo", indicó. Al mismo tiempo, señaló que "el aumento del combustible también produce un marcado impacto en el sector industrial, porque el flete es un costo directo de esta actividad, tanto para abastecer las canteras como para el transporte del producto, a lo que hay que sumar el precio de los repuestos".
Respecto a perspectivas de cara al futuro, Soler sostuvo que "estamos a la expectativa de lo que hacen la Nación y la Provincia en materia de inversiones y creación de fuentes de trabajo. De las medidas que se tomen en ese sentido va a depender el futuro de las empresas". A su juicio, para ir normalizando la situación es fundamental que bajen las tasas de interés bancario para posibilitar que la gente pueda tomar créditos.
Según un reciente relevamiento del Instituto de Investigación Social, Económica y Política Ciudadana (Isepci), el 88% de los comercios manifestó que vende menos. La encuesta se hizo en 250 comercios ubicados en 70 barrios.
Más allá de este diagnóstico, el empresario confía que en un plazo prudencial la situación se pueda revertir.
Soler también se refirió a la cuestión salarial, del que dijo que no es un tema menor al momento de analizar la problemática que se está viviendo. "Nuestro sector todavía no cerró paritarias. Estamos en la etapa de negociaciones con el sector gremial y no sabemos si los aumentos se aplicarán por seis o doce meses", dijo.
Con relación al fuerte incremento de los servicios, Usandivaras agregó que "entendemos que había un atraso en las tarifas y quizá lo más atinado hubiera sido que se hicieran de manera gradual para que el impacto no fuera tan fuerte. Pero ya no se puede volver atrás y ahora hay que ver cómo afrontamos esta cuestión".
El empresario dijo que "la caída de la obra pública tiene una fuerte repercusión en todos los sectores de la industria, por tratarse de una actividad movilizadora de la economía".
Frente a la expuesto, Usandivaras manifestó que "todos somos conscientes de que este va a ser un año de ajuste y en la medida que esto sirva para poner los cimientos y lograr el crecimiento a partir del próximo año, bienvenido sea".
En ese sentido, el titular de la Unión Industrial sostuvo que el sector al que representa está esperanzado en que a corto plazo lleguen a la provincia las nuevas inversiones anunciadas por el Gobierno nacional a partir del acuerdo que se logró para saldar la deuda con los houldouts.

¿Qué te pareció esta noticia?

Sección Editorial

Comentá esta noticia


korolev Serguei
korolev Serguei · Hace 6 meses

Cambiemos


Se está leyendo ahora