En el corredor de la Balcarce, la noche del viernes terminó con tres hombres que decían trabajar como cuidacoches y un local multados por la Policía por diferentes infracciones.
Cuando ya era la madrugada del sábado, varias patrullas iniciaron controles a conductores y abordaron a los tres hombres que estaban identificados con chalecos refractarios. De lo observado, cada vez que un conductor iba a subirse a su automóvil, se arrimaban y le exigían un pago de al menos 30 pesos, "por cuidarle el auto, señor".
Cuando los policías les solicitaron que presentaran el permiso municipal para realizar esta tarea, ninguno de ellos pudo mostrar documento alguno ni justificar el cobro que exigían a los automovilistas.
Ante esta situación, los efectivos les labraron actas de infracción al Código de Contravenciones (artículo 77, inciso d), que prohíbe el cobro de una "retribución económica por el estacionamiento o cuidado del vehículo en la vía pública sin autorización legal o administrativa".
Como parte del operativo, los policías también labraron una multa a un negocio de calle Balcarce donde detectaron que vendían bebidas alcohólicas sin contar con la autorización obligatoria para poder hacerlo.

¿Qué te pareció esta noticia?

Sección Editorial

Comentá esta noticia


Rodolfo  Elias
Rodolfo Elias · Hace 3 meses

No importan los nombres , lo que al fin se esta tratando de solucionar es la problematica de los apretadores trapitos que te exigen y te amenazan, una noche fui a estacionar en calle balcarce entre leguizamon y rivadavia y se me acerco un tipo y me dijo que el estacionamiento salia 30 pesos, le dije que no queria que me cuidara el auto y me dijo que igual tenia que pagar, lo mande a freir papas y me fui a estacionar a otro lado.

Federico Walter
Federico Walter · Hace 3 meses

No revelar el nombre del local sancionado ni la identidad de los supuestos falsos trapitos le quita credibilidad ytranparencia a loque podria haber sido considerada como noticia.

Federico Walter
Federico Walter · Hace 3 meses

Y no decir de cual local se trata o no dar las indetidades de los supuestos falsos trapitos le quita seriedad, credibilidad y transparencia a lo que podria conskderarse como "noticia".


Se está leyendo ahora