Un hombre de 64 años murió atragantado con un trozo de tortilla casera en su casa del paraje Chañar Pozo en la provincia de Santiago del Estero. El trágico hecho ocurrió en el departamento Río Hondo, 85 kilómetros al norte de la capital santiagueña.
Antonio Sotelo, tras pasar una noche consumiendo bebidas alcohólicas, se levantó para comer algo junto a su familia. Algunas fuentes confirmaron al diario El Liberal de Santiago del Estero, que Sotelo tomó un pedazo de tortilla que habían desayunado sus hijos y de inmediato comenzó a pedir auxilio, ya que se estaba atragantando.
Sus familiares nada pudieron hacer para salvarlo y murió en el lugar. El médico de policía, cuando llegó a la vivienda, constató el hecho y no ordenó autopsia. En el lugar trabajó personal de la Subcomisaría de Villa Balnearia y los médicos de Sanidad Policial diagnosticaron que Sotelo falleció por "asfixia por obstrucción en vías respiratorias aéreas superior".
Fuente: NA

¿Qué te pareció esta noticia?

Sección Editorial

Comentá esta noticia



Se está leyendo ahora