Un joven de 23 años murió electrocutado en una vivienda de Santiago del Estero, cuando reparaba un parlante de un equipo con el que escuchaba música, en el marco de los festejos por la Navidad, informaron fuentes judiciales. El trágico hecho ocurrió al mediodía del viernes en una vivienda del barrio Belgrano, en la ciudad de Monte Quemado, una población rural ubicada a 220 kilómetros al norte de la capital de Santiago del Estero. Allí, según publican hoy medios locales, la víctima fatal y un grupo de familiares se encontraban reunidos en la parte posterior del inmueble escuchando música. Su familia fue testigo del momento en que el joven intentó reparar un parlante del equipo de música y descalzo pisó un precario alargador, por lo cual recibió una descarga eléctrica y cayó al piso. Luego de cortar el suministro eléctrico de la casa, familiares y vecinos auxiliaron al joven que fue trasladado en una ambulancia hacia el Hospital Zonal, en donde los médicos nada pudieron hacer, ya que llegó sin signos vitales. En el caso tomaron intervención efectivos de la Comisaría 22ª, quienes identificaron a la víctima como Juan José Gómez, de 23 años de edad, quien fue examinado por el médico de Policía José Luján, que diagnosticó "muerte por descarga eléctrica" y no aconsejó autopsia. Además en la causa tomó conocimiento el juez del Crimen de turno de Monte Quemado, Luis Torrelio, quien ordenó la entrega del cuerpo a la familia mientras que en la vivienda trabajó el personal de la División Criminalística.

¿Qué te pareció esta noticia?

Sección Editorial

Comentá esta noticia



Se está leyendo ahora