"No solo debemos visibilizar lo que nos preocupa a los jóvenes, sino también crear posibles soluciones. Y en esto estamos muy postergados", así de firme y seguro expone sus ideas Lino Nahuel Moreno, de 17 años, estudiante del 5 año "B" del Instituto Rosario de Lerma y oriundo de La Silleta.
Recién llegado del Vaticano, en donde representó a toda Latinoamérica en el VI Congreso Mundial de Scholas Ocurrentes, cuenta su experiencia y el momento justo cuando expuso los proyectos de los jóvenes frente al papa Francisco.
"Fue un momento muy emotivo y de muchos nervios cuando dijeron mi nombre para dar una conclusión y unas palabras de referencia frente al papa Francisco. La verdad es que fue una experiencia única", cuenta Nahuel.
"Pude compartir nuestros puntos de vista con chicos de diferentes partes del mundo, que tienen una realidad muy diferente a la nuestra, con problemas más complejos y situaciones graves, pero coincidimos en que debemos cambiar esta realidad", amplía el joven.
Nahuel, de sacrificios, sabe bastante. Por eso supo desenvolverse con naturalidad. Todos los días y desde hace mucho tiempo debe ocupar gran parte de su tiempo para trasladarse al secundario de Rosario de Lerma desde su pueblo, distante a unos 17 kilómetros.
En el encuentro del Vaticano "nos enfocamos en tres temas principales que tratamos con chicos de los cinco continentes; la economía al servicio del hombre, los cambios ambientales, el terrorismo y las guerras". El gran desafío ahora es empezar a trabajar en los temas propuestos en cada una de las comunidades donde se desarrolla el proyecto de Scholas.
Entre las conclusiones de esta experiencia en el Congreso Mundial de Scholas, Nahuel mencionó lo que sienten los jóvenes en la actualidad: "El objetivo de los debates no fue solo visibilizar lo que les preocupa a los jóvenes, sino también crear posibles soluciones", repitió.
En este sentido, el joven estudiante intentará desempolvar los trabajos realizados en su comunidad para que se puedan concretar. "Quedaron pendientes varios temas acá en Rosario de Lerma, de lo trabajado en Scholas el año pasado que son muy importantes, como los problemas ambientales y la drogadicción, que los tenemos aquí en nuestra ciudad y donde las autoridades se habían comprometido en ayudar".
Nahuel, además de plantear ideas para mejorar su comunidad, proyecta su vida: "Lo tengo decidido de hace tiempo, voy a seguir estudiando Medicina, y desde ese lugar trataré de seguir trabajando para ser una herramienta de transformación de mi entorno".

¿Qué te pareció esta noticia?

Comentá esta noticia