No queda títere con cabeza

Francisco Sotelo

No queda títere con cabeza

Todos los planetas se alinean contra el intendente Osvaldo García, el rostro visible de un conflicto político interno del oficialismo y de un descalabro institucional que obliga a evocar casos paradigmáticos como los ocurridos en Salvador Mazza, Pichanal, Rivadavia y El Bordo, entre los más resonantes.
También hay descalabro financiero, como lo denuncian la mayoría de los intendentes.
El senador Jorge Soto negó que el pedido de intervención tenga motivación política. El diputado Amat asegura que no quiere ser cómplice de "los desmanejos financieros" de García. Desmanejos hay; si el responsable es García, Amat y Soto ya son "cómplices", porque estos no se produjeron en los últimos veinte días de diciembre, sino mucho antes, cuando los tres hacían campaña junto con Juan Manuel Urtubey y Miguel Isa.
Si las cosas son como ellos dicen, por responsabilidad cívica, ambos deberían haber renunciado a sus bancas.
La enorme politización de esta decisión quedó estampada en las palabras de Godoy cuando habló de "un conflicto político entre dirigentes de la región". Y más aún si se considera que, de las razones que esgrimen, ninguna roza al Concejo Deliberante, pero van a intervenirlo.
El radical Humberto Vázquez puso de relieve la pasividad del fiscal de Cerrillos, Gabriel Portal, frente a los episodios de Moldes. El 4 de febrero, el intendente García se había dirigido a Portal para informarle que "a pesar de las denuncias constantes y reiteradas, la policía ha omitido ejercer sus funciones"; tras mencionar la toma de la sede municipal y el secuestro de un camión recolector de residuos por parte de los gremialistas, considera que se trata de "delitos gravísimos ... perpetrados por la fuerza, la intimidación y la violencia, pretendiendo violentar el orden democrático y constitucional". El intendente reclamó que "se adopten en forma urgente medidas para impedir que continúe la comisión de ilícitos" y denunció que "el silencio y la desidia de las autoridades... los vuelven cómplices de los hechos denunciados". El diputado Vázquez, por su parte, destacó la diferencia entre "la reacción de las autoridades provinciales en hechos de similares características ocurridos en Cerrillos", con la pasividad evidenciada en Moldes. El descalabro llega más allá de Moldes.

¿Qué te pareció esta noticia?

Compartí

0

Te puede Interesar

Comentá esta Noticia