Abuelas y Madres de Plaza de Mayo, junto a otras organizaciones civiles, reclamaron el martes al presidente Mauricio Macri ''un posicionamiento firme'' contra las violaciones a los derechos humanos en México a pocos días de la llegada del mandatario mexicano Enrique Peña Nieto a Buenos Aires.
A través de una carta dirigida al mandatario argentino, las madres de los desaparecidos durante la última dictadura militar (1976-1983) y las abuelas que buscan a sus nietos robados en ese período manifestaron que ''cualquier decisión del gobierno argentino respecto a sus relaciones con México exige un posicionamiento firme sobre las graves violaciones que allí están ocurriendo''.
Peña Nieto llegará el viernes a la capital argentina en su segunda visita al país sudamericano.
Las Abuelas de Plaza de Mayo y la línea fundadora de Madres de Plaza de Mayo mencionaron puntualmente el caso de los 43 estudiantes de Ayotzinapa y recordaron que ''a pesar de que el gobierno mexicano se niega a reconocerlo, varios informes de mecanismos internacionales de protección de derechos humanos han dado cuenta de que el caso de Ayotzinapa evidencia un patrón de violaciones y absoluta impunidad que hoy caracteriza a México''.
Al mismo tiempo consideraron necesaria ''una revisión profunda de la militarización de la respuesta estatal frente a la fallida 'guerra contra las drogas'''.
La misiva dirigida a Macri también fue firmada por Centro de Estudios Legales y Sociales (CELS), Familiares de Detenidos y Desaparecidos por Razones Políticas y la Asamblea Permanente por los Derechos Humanos (APDH), entre otros.
Esta es la segunda oportunidad en la que organismos defensores de derechos humanos le piden a Macri una postura firme en la materia con motivo de la llegada de un mandatario extranjero. Antes de la visita del presidente de Estados Unidos Barack Obama en marzo, los mismos firmantes le solicitaron al gobernante argentino activar gestiones para la desclasificación de archivos de seguridad e inteligencia estadounidense referidos al plan represivo ejecutado por las Fuerzas Armadas en Argentina durante los 70.
Respecto a la situación en México, en la carta dirigida a Macri se le recuerda que Argentina ''ha merecido un extenso reconocimiento de la comunidad internacional'' por el proceso de memoria, verdad y justicia frente a los crímenes de lesa humanidad cometidos durante la última dictadura. Y que además ha sido una de las naciones impulsoras en Naciones Unidas de la Convención Internacional para la protección de todas las Personas contra las Desapariciones Forzadas.
''La historia reciente de la Argentina debe permear su política exterior y en consecuencia, sus relaciones bilaterales con un Estado hoy signado por la desaparición masiva de personas en un contexto de extendida impunidad'', concluyeron las organizaciones.

¿Qué te pareció esta noticia?

Sección Editorial

Comentá esta noticia


Juan Perez
Juan Perez · Hace 4 meses

en realidad viene a enseñarle como negrear al pueblo, el tiene un master es ese rubro

Ceci N
Ceci N · Hace 4 meses

Una cosa es decir que se acabará con el curro de los derechos humanos y otra muy distinta es c...en ellos

Ceci N
Ceci N · Hace 4 meses

Si no le importo que Obama llegue el 24 de marzo, que puede importarle recibir a un representante de un gobierno que mando matar a tantos estudiantes...

Walter LUNA
Walter LUNA · Hace 4 meses

Envidio a la gente que, no obstante sus grandes y diarias complicaciones, se dan tiempo para todo. Hoy el Presidente recibirá a uno de los artífices del quehacer nacional. Me refiero a Tinelli y a la importancia del encuentro. Estoy seguro que luego del mismo, la agenda a tratar con el Presidente Mexicano, quedará completada. Esclarecidas las dudas que nos acompaña a los salteños en referencia con el Plan Belgrano. Y que la nimiedad, de los cientos de porteños y bonaerense, que no tienen luz, verá la largamente esperada solución. El anuncio de ello, presupongo, será dado "en tiempo de cumbia", como alguna vez, en el Día de la Bandera, se cantara el Himno Nacional en el Monumento de Rosario de Santa Fe.


Se está leyendo ahora