Padres de la escuela Hugo Alberto Luna, del barrio 20 de Febrero, exigen a las autoridades provinciales que den una solución a los alumnos en los próximos días. Otros, cansados de esperar, simplemente piden el pase de sus hijos a otros establecimiento por miedo a quedar mucho tiempo sin clases.
Las quejas son porque los techos del establecimiento se están cayendo, aunque al principio minimizaron el problema edilicio, funcionarios de Infraestructura señalan que las obras podrían habilitarse en 30 días.
En su visita a la ciudad de Orán, el vicegobernador de la provincia Miguel Isa, junto al ministro de Educación, Roberto Dib Ashur, recorrieron las instalaciones de la escuela Hugo Alberto Luna, que no inició el dictado de clases por obras de reparación en el cielorraso.
Luego de reunirse con el ministro de Educación, autoridades municipales, docentes y padres, el vicegobernador dijo: "Ya vimos el problema. Es grave y no se pueden dar clases acá, eso ya es seguro, pero hay que acondicionar un lugar rápido para que los chicos no pierdan más días. Ese lugar podría ser a Casa del Bicentenario, pero hay que hacer la separación de las aulas y eso va a demorar toda esta semana y la que viene, inclusive trabajando en Semana Santa. Dicen que la obra terminará en 30 días. Yo calculo que va a estar en dos o dos meses y medio más. Por eso, dictar las clases en la Casa del Bicentenario o en otro lugar es la solución posible y real".
"Ya vimos el problema. Es grave y no se pueden dar clases acá, eso ya es seguro, pero hay que acondicionar un lugar rápido para que los chicos no pierdan días" Miguel Isa, vicegobernador

Basta de perder días

Ante el evidente retraso en el dictado de clases, la supervisora de Nivel Primario, Dina Valdéz, manifestó su gran preocupación por los días perdidos.
"No podemos permitir que los niños pierdan más días de clases. Estamos preocupadísimos. Esto nos urge y la solución tiene que ser inmediata. Los contenidos se recortan, no se recuperan. Como docentes tenemos que priorizar el tiempo pedagógico con los niños", reclamó.

Patricia Costas directora del Nivel Primario de la escuela hizo saber que el intendente municipal, Marcelo Lara Gros, se comprometió a buscar un local alternativo para poder comenzar a dictar clases mientras se procede a la reparación del edificio escolar.
La docente reconoció que encontrar ese nuevo espacio físico no será una tarea fácil y agradeció a los padres por la colaboración que están prestando.
"Los docentes trabajan en el reajuste de las currículas para recuperar estos días perdidos", dijo y confirmó que oficialmente no hay una fecha concreta para iniciar el presente ciclo lectivo.
La escuela cuenta con 16 aulas que reciben a los alumnos en 3 turnos. En la Casa del Bicentenario se podrían acondicionar 8 aulas. Las 8 restantes se podrían dividir 5 en el Centro Vecinal del Barrio 20 de Febrero que queda a 4 cuadras de la institución y otras 3 aulas en la misma escuela. Los padres, por su parte, cuestionan la medida. "Estos lugares solo tienen dos baños, sin contar el espacio reducido que no les permitirá moverse en los recreos", remarcó Liliana, una madre preocupada
Sobre el estado del CPI Guardería Obispo Muguerza y los roedores en la escuela Arturo Illia: "Estamos trabajando para dar soluciones lo antes posible"

¿Qué te pareció esta noticia?

Sección Editorial

Comentá esta noticia



Se está leyendo ahora