Capitanes y maquinistas navales iniciaron un paro de 48 horas en buques y puertos de todo el país para denunciar la situación de "tensión" en la actividad con más de "mil despidos" y convocaron a una movilización hacia el Ministerio de Trabajo mañana.
El reclamo puede afectar el suministro de combustibles dado que varios de los buques afectados por la medida de fuerza son cargueros de las compañías petroleras.
Desde los gremios navales pidieron a las autoridades nacionales que "tomen cartas en el asunto". Los conductores, maquinistas y electricistas navales, junto al Centro de Patrones, iniciaron a las 6 un paro en la actividad de carga, descarga y remolque de embarcaciones en el marco de los reclamos que sostienen contra la Federación de Empresas Navieras Argentinas.
Los navales negocian con la FENA un aumento salarial del 35% para sueldos que, según los empresarios, rondan los cien mil pesos mensuales. Para la cámara, es clave discutir cuestiones de competitividad, más allá de los ingresos.
En ese contexto, los depósitos fiscales ya advirtieron a sus clientes que habrá complicaciones. "Les informamos que debido al cese de actividades anunciado por los Sindicatos Portuarios, la actividad se verá afectada en todos los depósitos fiscales, el lunes 23 desde las 12 en adelante", anticiparon sobre la medida.

¿Qué te pareció esta noticia?

Sección Editorial

Comentá esta noticia



Se está leyendo ahora