La indignación y el enojo de cientos de pasajeros que no pudieron abordar sus vuelos a la hora programada se hizo sentir, ayer desde la media tarde, en el hall del aeropuerto Martín Miguel de Gemes. Al parecer, por problemas en la pista se cancelaron o se demoraron por lo menos 10 vuelos entre partidas y llegadas.
La incertidumbre por la falta de información era generalizada. La gente se enteraba de lo sucedido mediante el boca a boca. En las ventanillas, las líneas aéreas abrían el paraguas y brevemente explicaban que se trataba de un inconveniente en la pista y no de las empresas. El Tribuno intentó consultarles al respecto a responsables en Salta de Aeropuertos Argentina 2000, a cargo de su mantenimiento, pero no obtuvo respuestas.
Sandra Pérez, de la localidad de Aguaray, esperaba poder viajar a Buenos Aires. "Tengo bronca porque mi hija debe hacerse un trasplante de riñón y puede perder el turno de mañana temprano que le dieron hace meses. Dicen que se derramó brea en la pista y hasta que no la limpien no va a haber vuelos", aseguró.
Marcela Maza estaba indignaba por la falta de información. Tenía que salir a Córdoba a las 15.30, pero eran las 18 y no había podido partir. "Estamos sin información transmitiéndonos las cosas unos a otros, no vino ningún responsable a explicarnos nada", dijo. Varios pasajeros comentaron que les ofrecieron la alternativa de viajar a Jujuy y de allí a Buenos Aires.
El aeropuerto de Salta tiene dos pistas. De acuerdo a lo que pudo saber El Tribuno, hace más de un año solo está funcionando una sola. En aquel momento, por el pésimo estado y la falta de mantenimiento, se decidió anular la pista secundaria y quedarse solo con la principal. Además del mal estado del asfalto, en la punta de la pista comenzaron a estacionar los aviones fuera de servicio de una aerolínea. Ayer se había realizado un trabajo de mantenimiento en la pista, que consistió en el sellado de juntas. Según se supo, colocaron mucho material y no se esperó a que fraguara correctamente y cuando llegó un avión de gran porte como el de LAN, levantó el material que se había colocado. Eso causó inconvenientes en la nave y paralizó por varias horas la actividad en el aeropuerto salteño.
De acuerdo a cifras del Ministerio de Turismo de Salta, de enero a junio pasado se registraron 396.000 pasajeros en el aeropuerto, un 16% más que el mismo período del 2014.
Estas buenas cifras contrastan con las falencias que mostró ayer el aeropuerto. Esta situación debe encender una luz de alerta, ya que el próximo mes comienza a incrementarse la cantidad de turistas que llegan por las vacaciones.

espera aeropuerto viajeros turistas1.jpg

Demorados y mojados
Decenas de salteños la pasaron muy mal ayer en el aeropuerto Jorge Newbery. Es que además de esperar varias horas para subir al avión y regresar a Salta, terminaron empapados. Un problema en la pista de aterrizaje en Salta hizo que se produjeran demoras para que los vuelos despegaran desde Aeroparque. El tema es que cuando los vuelos recién pudieron salir, la ciudad de Buenos Aires era azotada por una terrible tormenta. Y los pasajeros de LAN debieron caminar por la pista hasta subir al avión sin ninguna protección y terminaron empapados. Según les informaron, las mangas solo son para Aerolíneas Argentinas y no se la prestan a otra empresa.

¿Qué te pareció esta noticia?

Sección Editorial

Comentá esta noticia


Álvaro Figueroa
Álvaro Figueroa · Hace 12 meses

TODO NORMAL.


Se está leyendo ahora