*

Por el reclamo salarial, el inicio de clases se complica
Gremios docentes de varias provincias y nacionales advirtieron que puede complicarse elinicio de clasesel 29 de febrero ante la falta de propuestas formales por parte de los gobiernos y la administración central para las paritarias que terminarán de definirse en las próximas dos semanas.
En ese marco, docentes de Santiago del Estero agremiados en Cisadems anunciaron una marcha para el viernes, mientras gremios de Entre Ríos (Agmer), Santa Fe (Amsafé) y Tierra del Fuego (Sutef) adelantaron sus reparos al inicio normal del ciclo lectivo en caso de que el aumento salarial sea inferior a sus expectativas. En su mayoría reclaman entre un 30 y 40 por ciento de incremento salarial, pero varios funcionarios del Gobierno nacional pidieron "prudencia" porque calculan que la pauta inflacionaria anual será de 20 a 25 por ciento.
La secretaria general de la Confederación de Trabajadores de la Educación de la República Argentina (Ctera), Sonia Alesso, puso ayer en duda el inicio de clases al quejarse de que ya hubo "tres reuniones" paritarias y el gobierno nacional todavía no hizo una propuesta salarial. La jefa sindical recordó el reclamo de su gremio de un incremento de sueldos de 40 por ciento, y criticó las ofertas que recibieron sus colegas porteños y bonaerenses, inferiores al 25 por ciento. Alesso protestó al sostener que hasta ahora, los datos con los que cuentan los docentes "son los anuncios públicos de varios funcionarios y las dos propuestas, de la provincia de Buenos Aires y la de Capital (Federal), una en el 23 por ciento y la otra en el 22".
"Yo creo que no, con esas propuestas, va a ser muy complicado. Hoy, el piso salarial docente a nivel nacional es equivalente a 6.060 pesos y nosotros hicimos un planteo de 8.500 pesos, además del aumento del incentivo docente. Eso es un 40 por ciento (de incremento)", concluyó.
Por las provincias
Desde Córdoba el secretario gremial de UEPC, Oscar Ruibal, dio una pista de cómo podrían manejarse las negociaciones al señalar que pueden "tomarle el guante al gobierno" y pedir un aumento semestral del 25 por ciento o uno anual por un porcentaje mayor, de hasta 40 por ciento.
En Entre Ríos, los docentes que piden 45 por ciento de suba volverán hoy a las escuelas, pero anunciaron que no comenzarán las clases si no les otorgan un aumento salarial significativo.
Mientras que en Tierra del Fuego, la adjunta del Sutef, Verónica Andino, advirtió que "va a ser difícil que comiencen las clases" si el Gobierno insiste con que tiene complicaciones para pagar un aumento salarial.
Mañana se espera que vuelvan a reunirse las autoridades del Ministerio de Educación nacional con los gremios con representación en todo el país para intentar marcar la pauta de las negociaciones, el encuentro es prácticamente simbólico ya que son las provincias las que abonan los salarios.

¿Qué te pareció esta noticia?

Sección Editorial

Comentá esta noticia

Debe iniciar sesión para comentar

Importante ahora

cargando...