La confianza de los consumidores argentinos cayó un 9 por ciento este mes respecto de noviembre, tras la fuerte escalada que registraron los precios de la economía doméstica.
La inflación se aceleró con fuerza entre fines de noviembre y principios de diciembre debido a las fuertes expectativas de devaluación por los anuncios realizados por el actual gabinete económico de Mauricio Macri durante la campaña electoral.
Los empresarios que producen, distribuyen y comercializan los bienes de consumo masivo ajustaron los precios antes de que se produjera la devaluación (que finalmente fue del 41,7 por ciento), lo que recalentó la economía.
En ese escenario de notable caída del poder adquisitivo, la confianza de los consumidores argentinos se vio resentida después de acumular varios meses de mejora, alentada por el cambio de gobierno.
El índice de confianza del consumidor (ICC) que genera el Centro de Investigación en Finanzas de la Universidad Torcuato Di Tella (UTDT) arrojó una baja del 9 por ciento a principios de diciembre respecto del registrado a principios de noviembre.
Sobre la base de las encuestas realizadas entre el 1 y el 9 de diciembre, el indicador mostró un crecimiento de 24,1 por ciento anual, aunque el centro aclaró que eso se debe "a la baja base de comparación que ofrece diciembre 2014".
Martín González Rozada, investigador principal del Centro de Investigación en Finanzas de la UTDT, detalló que todos los subíndices que componen el ICC registraron caídas con respecto al mes anterior. La confianza de los consumidores sobre sus posibilidades de acceder a Bienes Durables e Inmuebles retrocedió un 18,6 por ciento, seguido del ítem "situación personal" con una baja del 6 por ciento y "situación macroeconómica", con una caída del 5,8 por ciento.

¿Qué te pareció esta noticia?

Sección Editorial

Comentá esta noticia


Jacinto Martinez
Jacinto Martinez · Hace 11 meses

Seva todo a la mierda!!


Se está leyendo ahora