El ministro de Seguridad bonaerense, Cristian Ritondo, desplazó a la cúpula de la cúpula de la Dirección Departamental de Investigación (DDI) de Quilmes por la falta de resultados en los operativos de búsqueda. El Gobierno de María Eugenia Vidal sospecha que los prófugos cuentan con cobertura política y complicidad policial.
Ayer, Ritondo salió a hablar sobre el caso y aseguró que el ex jefe de Gabinete de la Nación, Aníbal Fernández , "tiene mucho que ver con el submundo de Quilmes".
"Creo que Aníbal Fernández está involucrado con todo lo que tiene que ver con el submundo de Quilmes. Aníbal Fernández tiene que ver con muchas cosas que pasan en esa zona. Porque donde se toca está la foto de él o tiene vinculación con él, tiene mucho que ver con este submundo", enfatizó.
Además, admitió sus dudas respecto al accionar de los responsables de la investigación. "Sin duda tengo dudas si no hay sectores policiales que comparten data con este tipo de mafias en esas zonas del Gran Buenos Aires", reconoció el ministro bonaerense, quien destacó que por esta situación han "sumado ahora, con mayor presencia de coordinación y correlación, las fuerzas federales".
Este es el octavo día de búsqueda de la triple fuga y aún no hay certezas del paradero de los prófugos Vïctor Schillaci, Martín y Christian Lanatta. Por el momento, el megaoprativo está centrado en la zona sur de Buenos Aires. Los 37 allanamientos se centraron en domicilios de personas que aparecen de alguna u otra forma vinculadas a los criminales en la causa por la que fueron condenados.

¿Qué te pareció esta noticia?

Aparecen

Sección Editorial

Comentá esta noticia



Se está leyendo ahora