La empresa Tabacal debió informar ayer, mediante un comunicado, que "recibió por correo electrónico una comunicación de la Comisión Directiva del Sindicato Trabajadores del Azúcar, en el que se señala que el paro de actividades previsto para ayer martes se realizará recién el próximo jueves 23, a partir de las 5".
Por segunda vez, la medida de fuerza fue postergada, por lo cual hoy, a partir de las 5, el ingenio estará en condiciones de retomar la actividad.
Esta medida tomada por el Sindicato de Trabajadores del Azúcar obliga a la detención secuencial de la planta.
"La empresa se vio obligada a parar la molienda hace una semana por el paro anunciado para el martes 8, y nuevamente esta semana por el paro anunciado para ayer martes", señalaron desde la firma.
Cabe recordar que, originalmente, el gremio había declarado un paro para el pasado 10 de mayo, pero el Ministerio de Trabajo de la Nación dictó la conciliación obligatoria, lo que postergó la medida de fuerza para este mes.
Como se sabe, Tabacal realizó, en diversas instancias de la negociación salarial, propuestas superadoras donde se ofreció aumentar los sueldos un 36% interanual de mayo 2015 a mayo 2016.
Además, al estancarse las negociaciones por la negativa sindical a aceptar una propuesta distinta a su pretensión de un 48% de aumento, la empresa ofreció otras compensaciones para los empleados del llamado cuarto turno y gratificaciones especiales para todos, a pagar en cuotas.
Nada de eso conformó al sindicato, que luego de negarse a aceptar todas las propuestas declaró un paro primero para el 8 del corriente, que luego pospuso para el 14, para finalmente volver a prorrogarlo para el próximo jueves 23.
Según fuentes consultadas, se trataría de una maniobra destinada a enrarecer el clima de trabajo en la empresa, a provocarle pérdidas por las marchas y contramarchas a las que la obligan para parar y volver a poner en marcha la línea de molienda.
También se maneja la posibilidad de que la medida esté destinada a provocar caos dentro de la empresa, con incidentes violentos, como ocurrió en 2012.

¿Qué te pareció esta noticia?

Aparecen

Sección Editorial

Comentá esta noticia



Se está leyendo ahora